Por Ghalia Naim
27 septiembre, 2017

Me acabo de enterar que mi desayuno de siempre me está matando…

Existen cientos de platillos en el mundo, pero sin duda hay algunos que  más populares que otros. Las famosas mezclas como el orégano y el tomate, el huevo y el tocino, entre otros, se han convertido en los sabores tradicionales de muchos países y ya es normal conseguirlos en diferentes lados pero, ¿qué tan saludables son? Tristemente, la mayoría de estos mix son terribles para la digestión y aunque no quisiéramos aceptarlo, aquí les dejamos 8 de ellos:

¿Preparados?

1. Maní y cerveza

Juntos son la mezcla perfecta para cuando salimos al bar o de fiesta, no obstante, componen una bomba de sal que puede terminar hinchándonos o produciendo acidez estomacal.

El consejo: Prefiere maní sin sal y procura beber mucha agua luego de la cerveza.

iStock

2. Pasta con carne molida

La pasta se transforma en azúcar que al contacto con la proteína de la carne, puede afectar la circulación. Quizá por eso que los italianos se sirven más salsa que pasta y además se beben una agua de hiervas al finalizar el almuerzo.

iStock

3.  Bistec con papas

Desafortunadamente esta deliciosa mezcla es en exceso pesada para el estómago. Tu organismo se tardará varias horas intentado digerir tanta proteína, almidón y carbos.

El consejo: Trata de comer más proteína que papas.

iStock

4. Emparedado y café

Es un exquisito desayuno, pero lamentablemente no es tan bueno como parece. El café impide que el organismo logre diferir adecuadamente la fibra del pan y las propiedades de cualquier otro ingrediente en el sándwich.

Consejo: Desayuna con un té, agua o jugo. Más tarde, saborea tu café de siempre.


5. Piña con lácteos

Las frutas que son acidas y los lácteos no se llevan para nada bien. La piña, en especial, contiene un complejo enzimático llamado bromelina que puede causar intoxicación o acidez estomacal si se mezcla con leche.

Consejo: Puedes inhibir este efecto agregando a la mezcla avena o manzana. Ambos ricos en fibra.

iStock

6. Tomates y pepino

Es la típica ensalada de verano que acompaña cualquier comida, sin embargo, juntas no se llevan muy bien. Sus componentes únicos chocan entre sí y pueden causar hinchazón y acidez estomacal.

Consejo: Siempre que puedas, no las consumas el mismo día. Sino, cómelas por separado, no en la misma ensalada.

iStock

7. Banana y leche

Varios nutricionistas aseguran que comer banana en ayuno puede dañar los jugos gástricos. Por otro lado, estudios indican que los fruto dulces mezclados con leche impactan la digestión.

Consejo: Lo ideal es no mezclarlos en la licuadora, pero si eres un fan de este batido puedes tomar un vaso luego de haber desayunado para contener tu estómago. Por supuesto, siempre que puedas, evítalos.

iStock

8. Pizza y cerveza

Sí no hay nada mejor que este mix, pero lamentablemente es una bomba en todos lo sentidos. La acidez de la cerveza junto con la levadura de la masa y el resto de los calóricos ingredientes, entre ellos el queso, no harán feliz a tu organismo.

Consejo: ¿No comer esto? Triste… Muy triste.

iStock

¡A cuidar esos estómagos!