Por Gabriela Medina
10 julio, 2017

Hoy el logo de Google recuerda a esta mujer que logró combatir la hambruna y darnos uno de los mejores alcoholes que existen.

Eva Ekeblad era una científica sueca, considerada la primera mujer química de Suecia y entre sus descubrimientos más importantes está la producción de alcohol y harina proveniente de la patata. A ella, le debemos el vodka y la harina de patata. El 10 de julio se conmemora su nacimiento y Google le dedicó un doodle en su honor.

Google

Ekeblad comenzó a experimentar, porque escuchó que en Alemania se habían utilizado patatas para crear bebidas alcohólicas. En 1746, Ekeblad descubrió que algunas verduras podían cocinarse, triturarse y secarse para crear una forma de harina, publicó The Telegraph.

«Ustedes dicen patata, yo digo vodka».

A los 24 años presentó sus hallazgos a la Real Academia Sueca de Ciencias y se convirtió en la primera mujer en ser admitida. El descubrimiento ayudó a resolver una crisis alimentaria en Suecia, cuando escaseaban los cereales tradicionales, ya que se podía usar para comida y producir alcohol. Según el diario británico esto aumentó el consumo de alcohol en Suecia.

Fue la primera mujer en ser ingresada a la Real Academia de las Ciencias sueca pero nunca participó en los encuentros de la institución, así que en 1751, la entidad científica la nombró miembro honorario en lugar de permanente, entre otras razones porque el estatuto limitaba la pertenencia a los hombres, indicó El País de España.

Sin ella no habría vodka, así que salud.