Por Luis Aranguren
22 octubre, 2020

“No me quedaré en casa sin hacer nada”, dijo esta señora. Muchos no podían salir y ella tenía la disposición de cocinar, ahora es todo un éxito.

Seguramente en algún momento de tu vida has escuchado la frase “mientras unos lloran, otros venden pañuelos. Esto habla muy bien de la inventiva humana, que siempre ve una oportunidad en medio de la dificultad.

Algo que no se pierde ni siquiera con la edad, pues Arsene Bezerra de 80 años decidió hacer lo que más le gusta y ganar dinero con eso en medio de la pandemia.

Globo

Y es que por su edad debía quedarse en casa, ubicada en el Jardim Atlântico, en Brasil pero no quería quedarse sin hacer nada. Se sentía como una presa, dentro de cuatro paredes por lo que no vio mejor opción que comenzar a vender purés, caldos y ensaladas a domicilio. 

“Debía quedarme en casa, como una reclusa, así que pensé: ‘No me quedaré sin hacer nada’, por lo que elegí mi pasión que es la cocina, y comencé. Fue entonces cuando nació la cocina en pot”.

–Arsene Bezerra durante una entrevista en Bom Dia Pernambuco

Aunque sus comidas son comunes, ella tiene técnicas gastronómicas para hacerlas particulares. Por ejemplo, tiene tres tipos de puré, seis tipos de caldo y ensalada que son todo un éxito.

Globo

Pero si algo le sobra es energía para preparar de todo durante el día, en verdad es una campeona.

Con la ayuda de sus hijos y nieto se dedica a promover su negocio por redes sociales, donde recibe cientos de pedidos. Por tan solo 10 Reales, equivalente a poco menos de 2 dólares puedes degustar un delicioso platillo de doña Arsene.

“Es una inspiración, ¿no? Tengo una abuela de 80 años que me está inspirando mucho hoy. No tengo esa edad y ni siquiera sé lo que es tener, pero me imagino que no es tan fácil como tener 20 o 30 años. Veo su ejemplo y estoy muy feliz”.

–Juliana Sales, nieta de Arsene Bezerra en Bom Dia Pernambuco

Si bien la situación del coronavirus afectó la economía de muchos, también abrió la oportunidad para que otros emprendieran. El mejor ejemplo sobre cómo ver el vaso medio lleno.

Globo

A pesar de su avanzada edad, siempre tiene la frente en alto y la energía para meterse en la cocina durante un largo rato para satisfacer a sus clientes. Por suerte su familia la apoya y la ayuda, es su principal motivación ahora que su negocio ha crecido.

Globo

Lo importante siempre es dar el primer paso, después paso a paso se va construyendo lo que imaginamos.