Por Florencia Lara
1 julio, 2022

“Jamás quise faltarle el respeto, y si ustedes las mujeres sienten que yo fui una persona maleducada, les ofrezco una disculpa. Nunca quise ser maleducado. Pero de lo demás no me arrepiento”, dijo el cocinero en TikTok, tras humillar a la influencer Manuela Gutiérrez.

Hace unas semanas, se volvió viral un chef mexicano quien expuso a una influencer por pedirle comida gratis a cambio de publicidad. Aunque la chica salió dando aclaraciones, al parecer el drama está lejos de terminar, ya que ahora fue el mismo cocinero quien ofreció unas disculpas.

Instagram: @edgarnunezm

A Edgar Núñez, famoso chef mexicano dueño del restaurante Sud777, no le hizo ninguna gracia cuando Manuela Gutiérrez le ofreció publicitar su local en Instagram si le daba una cena gratis para dos. La molestia del empresario fue tal que decidió exponer a la chica en Twitter, donde recibió cientos de mensajes de odio por su forma de trabajar.

A pesar de que días más tarde, Manuela defendió la forma en al que operan los influencers, el mismo Edgar atacó una vez más, apuntando que aquel tipo de personas no hacía más que “crear una fantasía que no pueden pagar”, arremetiendo una vez más contra la chica.

Instagram: @manuguti95

Aunque muchos cibernautas manifestaron su desprecio hacia los influencers, otros solo atinaron a defender a Manuela y recalcarle a Edgar que su actitud estaba equivocada por intentar humillar a la joven de 27 años. Es por la misma razón que el chef salió una vez más a hablar sobre el tema para pedir disculpas por su actitud.

Instagram: @edgarnunezm

“Hago este último video porque ya la verdad que estoy harto. Parece chisme de novela lo que pasó con esta chica. Lo único que hago es aclarar que jamás quise faltarle el respeto, y si ustedes las mujeres sienten que yo fui una persona maleducada, les ofrezco una disculpa. Nunca quise ser maleducado”.

Edgar Núñez en TikTok.

El cocinero aprovechó de pedir perdón, pero rápidamente sus dichos cambiaron ya que señaló que no está arrepentido de haber exhibido a Manuela en sus redes y que pretende seguir haciendo aquello si otro influencer de nuevo lo contacta por comida gratis. “Pero de lo demás no me arrepiento. No estoy en contra de los influencers, no estoy en contra de ese trabajo”, dijo en TikTok.

Edgar explicó que lo que le molesta es que los influencers le hablen a las marcas para ofrecer servicios, cuando según sus palabras, cada empresa debería elegir a sus rostros y no al revés.