Por Leonardo Granadillo
4 febrero, 2019

Por favor, así sea de los mejores chef del mundo prefiero pedir mi comida sin arrogancia. Sabe mejor cuando no maltratan a todo el personal.

Cuando nos preguntan por algún chef reconocido mundialmente de inmediato nos viene a la mente Gordon Ramsay, y no exactamente porque sea nuestro cocinero favorito.

Y es que el chef y host de televisión logró captar nuestra atención con Hell’s Kitchen y Kitchen Nightmares, su simpatía nunca ha sido su principal virtud, es más a casi todos los que lo siguen les cae sumamente mal pero les entretiene.

El presentador ciertamente salvaba varios restaurantes que no la pasaban bien, incluso salvaba clientes ya que la salubridad de lo que consumían muchas veces no era la más adecuada, pero en el camino sus expresiones, sus gritos, sus humillaciones al personal acaparaban todas las miradas.

Pero si pensaban que después de insultar en tantas ocasiones a cientos de cocineros se iba a salir con la suya, piénsalo dos veces, porque 8 años más tarde un restaurante de New Orleans que salió en el programa Kitchen Nightmares en 2011 demandó al chef y a los productores del show.

Esto gracias a que después del abuso verbal y emocional que fue documentado y divulgado su negocio se fue cuesta abajo y bajó mucho la afluencia de público. El restaurant se apoyó en otros videos de Ramsay que circulan en redes sociales con su arrogante forma de ‘enseñar’.

El peor de los problemas para Oceana Grill (restaurant demandante) fue la limpieza, comida descompuesta, animales en el basurero, pero ellos alegan que lo que peor impactó generó fue la actitud que tomó el chef y presentador durante el episodio.

¿Apoyarías a la franquicia o al simpático de Gordon?