Por Leonardo Granadillo
8 octubre, 2019

Demoran solamente 1 hora en descomponerse a diferencia de las de plástico, que pueden tardar hasta 200 años 🌎

No es algo nuevo para el planeta que Italia sea tendencia en algo. El país europeo ha sido cuna de inventos artísticos y culinarios impresionantes, todos le agradecemos a su exquisita cultura la gran variedad de alimentos que se han popularizado por el mundo. La mejor parte es que el ingenio de los italianos está muy lejos de detenerse, todo el contrario, se están adecuando a lo que el planeta demanda.

Tras miles de años haciéndole daño a nuestro ecosistema (y lo seguimos haciendo), poco a poco se está empezando a tomar conciencia ambiental de lo perjudicial que son ciertos productos para medio ambiente. El plástico de un sólo uso está siendo descartado en buena parte de planeta, al punto que en algunas naciones nórdicas ya se están reciclando prácticamente todos los desechos.

Stroodles

Mientras tanto, en el país del Coliseo y la Torre de Pisa ha nacido Stroodles, una compañía que vende pajitas de pasta. Hechas de trigo y agua, son 100% veganas y biodegradables (no aptos para intolerancia al gluten), en una hora se deshacen. 

«Puede usar Stroodles y dormir sin culpa, como producto alimenticio, se descomponen durante la noche sin ninguna acción adicional, a diferencia de las pajitas de papel, que demoran entre treinta y sesenta días. Al igual que con cualquier pajita, no se recomienda tomar bebidas calientes con ella, ya que podría causar lesiones probables como quemaduras en la lengua. Stroodles se recomiendan para usar con bebidas frías, a menos que quieras hacer una sopa de fideos.»

Portavoz de Stroodles

Stroodles

Perfectos para esos turistas que quieren visitar Italia y sentir el estilo de la ciudad en cada detalle. Además, su aporte al medio ambiente es extraordinario. Una pajilla plástica puede tardar 200 años en descomponerse, la de pasta demora solo una hora.

Stroodles

Momento de usar la creatividad para proteger a lo más importante… al planeta.