Por Luis Aranguren
23 noviembre, 2020

Además de salvar al medio ambiente, es una gran fuente de fibra que ayuda a mejorar tu proceso digestivo. Cuidar del planeta es delicioso y saludable.

Uno de los principales enemigos del planeta es el plástico de un solo uso, desperdicio que suele terminar en el mar u otros lugares en los que no debería. Por si fuese poco, por su constitución química no es reciclable y mucho menos reutilizable.

Es por eso que un grupo empresarial llamado Wenwen ha decidido desarrollar bolsas para los alimentos hechas a partir de algas marinas.

WenWen / Seaweed

Lo mejor de todo es que no solo es biodegradable, sino que también son comestibles por lo que una vez termine su uso no quedará rastro en el ambiente. Su intención es dar a conocer al mundo este superalimento y todo lo que se puede hacer con él.

Además de esto buscan promover un complemento dietético que sea conveniente, que si bien es muy usado en Asia, en occidente a pesar de comerlo en sushis no es muy popular.

“Aunque las algas se ven comúnmente en las dietas asiáticas, como los rollos de sushi y la sopa de miso, muchas personas en las sociedades occidentales aún no están familiarizadas con cómo cocinar con algas, algunas también se ven frenadas por su textura verde y viscosa”.

–Wenwen a través del Royal College of Art

Estos envoltorios comestibles por su constitución son totalmente veganos y aseguran mejorar la salud intestinal de sus consumidores.

WenWen / Seaweed

Es por eso que han creado una plataforma en línea que personalizan las bolsas y mezclan algas marinas específicas que se adapten a la necesidad de cada persona. En este sitio web explican los efectos de cada alga en el cuerpo, una idea increíble que hace de la gastronomía algo útil en nuestro día a día.

Puede que de inmediato no veamos los efectos en el ambiente, pero a medida que estas ideas se hagan más populares veremos más limpios los mares y las áreas verdes. Cabe resaltar que uno de los principales causantes de incendios forestales, son los envases arrojados al suelo que al calentarse genera calor y luego fuego.

Getty Images

En el punto en el que estamos debemos tener consciencia sobre el uso de estos plásticos, las algas representan una opción pero también hay otras. 

Hasta ahora el daño que hemos hecho al planeta puede ser reversible con mucho esfuerzo, pero de no tomar consciencia tal vez luego sea muy tarde. Muchos animales sufren las consecuencias, al menos en próximas ocasiones no serán por bolsas plásticas.

WenWen / Seaweed

¿Te atreverías a comer una? Es una idea genial y no deberíamos desaprovechar.