Por Antonio Rosselot
18 febrero, 2020

Es probable que nos dé la diabetes al comer este postre, pero sin duda habrá valido la pena: es imposible resistirse.

Llegas a casa después de un largo día de trabajo y tienes hambre. Mucha hambre. Y justamente estás en esos días en que dices: «Me merezco comer rico, así que voy a cocinar un postre maravilloso para pecar sin culpa».

Pero claro, todas las recetas que buscas en internet tienen demasiados ingredientes raros que tú, que vives en un departamento de soltero o soltera, simplemente no tienes: azúcar rubia, gelatina, chocolate especial para cobertura, mezclas para hacer bizcochos… en fin. Sencillamente, no encuentras una receta fácil y rápida para matar el antojo, hasta que llegas a este artículo.

Phoodie

Sí, tal como se ve en la foto, este helado de crema con Twix y dulce de leche sólo tiene 4 ingredientes. es lo suficientemente azucarado y chatarra como para que tenga mal sabor: al contrario, es una delicia para estresar a tu paladar. A continuación, te enseñamos en 4 pasos la hiper sencilla receta para hacer tu propio helado casero.

Phoodie

Ingredientes:

1 lata (400 ml) de leche condensada

475 ml de crema espesa (batida previamente)

5 barritas de 72 gramos de Twix, picadas en trozos medianos (para incorporarlas al helado)

2 barritas de 72 gramos de Twix, picadas en trozos medianos (para usar como toppings)

3 cucharadas generosas de dulce de leche de buena calidad (para darle efecto marmolado al helado).

Instrucciones:

1. En un bol, batir la crema espesa hasta formar picos suaves al estirarla (ver foto). Dejar a un lado.

Phoodie

2. En otro bol, combinar la leche condensada con la porción grande de trozos de Twix y combinar hasta que queden incorporados.

Phoodie

3. De a una cucharada grande, añadir la crema espesa batida a la mezcla de leche condensada y Twix. Importante: NO MEZCLAR EN EXCESO, sino que incorporar suavemente usando técnica envolvente con una espátula. Y recuerden: verter la crema de a una cucharada… paciencia ante todo.

Phoodie

4. Transferir la mezcla a un molde rectangular de lata previamente forrado con papel mantequilla, poner el resto de trozos de Twix por encima (sin incorporar) y las tres cucharadas de dulce de leche en pequeños cúmulos a lo largo del postre. Luego, congelar por dos horas como mínimo (preferentemente toda la noche).

Phoodie
Phoodie