Por Josefina Bonnefont
11 abril, 2018

Este vídeo refleja la experiencia de un holandés que pasó 30 días sin consumir productos con azúcar.

Este vídeo de seis minutos refleja cómo un holandés pasó 30 días sin comer productos con azúcar añadida, alcohol y comida basura. ¡El resultado es impresionante!

Es un “Super size me“, pero al revés. Así se puede describir el video con el experimento de la productora holandesa LifeHunters, que ya lleva más de cuatro millones de visitas en YouTube. El protagonista de “Guy gives up added sugar and alcohol for 1 month“, Sacha Harland, dejó los alimentos industriales con azúcar añadida, además del alcohol y la comida basura, para pasar un mes entero de “santidad nutricional“.

Primera semana: Sacha sobrevivió a base de verduras, frutas y otros alimentos frescos.

Sacha Harland estuvo de mal humor y tenía hambre constantemente. Como cualquier otra persona, mientras iba caminando por la ciudad, fue tentado para comprar bebidas azucaradas, sin embargo, 25 días después de la dieta, empezó a sentir los beneficios de su ayuno: le tomó menos trabajo despertar y se sintió con más energía.

Al final del proceso…

  • Bajó cuatro kilos
  • Redujo su colesterol en un 8%
  • Su presión arterial fue 10 puntos menor.

Los autores de este proceso ya habían tenido éxito con otro experimento, en el que  hacían pasar productos de McDonald’s por comida ecológica en una feria gastronómica. En esta oportunidad, quieren crear conciencia sobre lo que comemos y las consecuencias en el organismo del azúcar añadido.

¿Nos pasaría lo mismo al resto de los humanos si siguiéramos el camino de Sasha? “La verdad, creo que no”, dice la dietista-nutricionista Lucía Martínez, autora del blog Dime Qué Comes.