Por Catalina Maldonado
20 octubre, 2020

El momento fue captado por una niña quien notó que estos dos hombres estaban orando por sus productos antes de llevarlos a vender. “Los dos pusieron sus manos sobre sus bienes y empezaron a rezar”, dijo la autora del video.

Cuando se trata de buscar que las cosas nos salgan bien o simplemente pedir por algo, hay diferentes formas de encomendarnos para eso. Pero sea como sea a quien le estes pidiendo, la fe es algo que está dentro de muchas personas y siempre será un recurso que quizás nunca llegaremos a comprender realmente.

Sin embargo, sin explicaciones pero con mucho corazón, muchas son las personas que encuentran en la fe el momento preciso para buscar una ayuda o una alternativa. Eso es lo que dos hombres de Brasil nos han demostrado tras ser vistos orando antes de vender sus productos en la calle. 

Twitter @lenosmithh

Sabemos que estos tiempos no son fáciles y que, producto de la pandemia de coronavirus, la caída en ventas en todo el mundo ha sido notorio. Pero eso no cansa a la gente con ganas de salir adelante y se mantienen firmes en sus emprendimientos, negocios o ventas.

Gracias a una niña, quien se encontraba estacionada dentro de un auto, notó y pudo grabar todo el momento en que estos dos hombres estaban orando por sus productos antes de llevarlos a vender. De seguro deseando que la venta fuera exitosa esta vez.

Según contó la autora del video a Razões Para Acreditar: “Estaba estacionada aquí y los estaba viendo separar las mercancías. Entonces los dos pusieron sus manos sobre sus bienes y empezaron a rezar”, comentó sobre el emocionante momento.

Twitter @lenosmithh

Gracias a la publicación del momento, cientos de personas se pronunciaron conmovidas por el momento que ambos muchachos protagonizaron y seguramente hizo volver la fe en aquellas personas que quizás la creían perdida.

Revisa el video de los jóvenes orando a continuación: 

Esperamos que hayan logrado un éxito de ventas ese día y todos los que vienen, pues sabemos que la fe los llevará muy lejos.

¡Felicitaciones!