Por Lucas Rodríguez
5 abril, 2021

Alex Santana Silva debería estar guardando reposo luego de chocar con un camión entregando un pedido, pero su familia depende de él.

Muchos especialistas en trabajo y equidad han denunciando a las así llamada “economía del mandado” (gig economy), un término acuñado en inglés para referirse a la gran cantidad de personas cuyo sustento laboral se basa en realizar trabajos mal remunerados, y que son pagados individualmente. Esto los excluye de cualquier protección laboral, así como de cualquier beneficio en el caso de que sufrieran un accidente.

@rivanildoatitude

Los más representativos de esta clase de trabajo son los repartidores de comida.

@rivanildoatitude

Cada vez más comunes en el mundo, las ciudades latinoamericanas también se han llenado de estos esforzados trabajadores. Los podemos ver con frecuencia en sus motos o bicicletas, surcando la ciudad de punta a cabo para llevarnos la comida caliente que disfrutamos de un restaurant. 

@rivanildoatitude

Muchas de estas personas son trabajadores informales, que están todo el día en las calles intentando realizar la mayor cantidad posible de pedidos. Esto los pone en una situación de mucha vulnerabilidad, como la que vive Alex, un repartidor que vive en João Pessoa, Paraíba, Basil.  

@rivanildoatitude

Su historia conmocionó a muchos luego de que alguien filmara las condiciones en que realizaba sus envíos: en una motocicleta a la que apenas se consigue subir.

Sus problemas se deben a que Alex sufrió un choque contra un camión, mientras realizaba un trabajo anterior. Las heridas que recibió lo deberían haber obligado a guardar reposo durante seis meses. En lugar de ello, Alex guardó cama solo hasta que ya pudo volver a ponerse en pie. 

@rivanildoatitude

El video lo captó subiéndose con mucho trabajo a su motocicleta, dificultado por las muletas que usa para caminar.

@rivanildoatitude

La triste situación de Alex se debe a que vive en condiciones de pobreza extrema. Su esposa también está desempleada, por lo que le corresponde a él hacerse cargo de los cuatro hijos que tienen entre ambos. En una realidad así, Alex ganando un sueldo día a día, no hay manera de que él se pudiera quedar seis meses fuera de las calles.

La figura pública Rivanildo Atitude abrió una cuenta de donaciones para ayudar a Alex. Busca conseguir los 40 mil reales (el equivalente a 7 mil dólares americanos), pero por el momento llevan solo 85 mil.