Por Luis Aranguren
8 enero, 2020

Aunque parezca redundante, es carne hecha sin carne pues conserva su textura y sabor pero sin quitarle la vida a ningún animal.

La protección de los animales junto a un estilo de vida saludable son las metas que quieren compartir las empresas este año. Una de ellas es Impossible Foods quien acaba de crear una carne de cerdo, pero tranquilo que su origen es totalmente vegetal.

Este invento fue presentado durante el CES, un evento tecnológico en el que la buena salud y alimentación son los más populares.

La Michoacana

Esta carne de laboratorio tiene la textura perfecta para hacer otros productos como salchichas y chorizo, y que el sabor es igual a la real. Una alternativa viable y amigable con el planeta, además de la promesa de ser mucho más saludable.

Impossible Foods lleva años intentando realizar esta creación, buscaban qué le daba el sabor de carne a la carne.

Pues sus estudios dieron resultados y fue una molécula llamada Heme, encontrada en la hemoglobina de la sangre la que genera este delicioso sabor que nos gusta en los asados. Por suerte está presente también en algunas plantas y legumbres, por lo que con algo de trabajo puede ser extraída y colocada en otros productos.

Es así como ahora manipulan el ADN de todas las plantas y crear productos cárnicos pero sin animales de verdad.

Impossible Foods

Esta nueva carne de cerdo es elaborada a partir de soya, aceite de girasol y coco, además tiene vitaminas, aminoácidos y hierro. Todo lo esencial y saludable que puede ser un alimento. A largo plazo esto generará que muchos animales puedan tener una vida digna y no predestinada a ser nuestro alimento.

Muchos discuten sobre su nombre, hay quienes consideran que no debería ser llamada carne pues no está hecha de animal. Sin importar el nombre es una buena opción, si el sabor es lo que te detenía a probar un estilo de alimentación más sana ya no hay excusas.

Impossible Foods

Existen miles de forma de llevarnos mejor con el medio ambiente y alimentarnos, esta es una y debemos aprovecharla.