Por Teresa Donoso
11 septiembre, 2017

Y no son comida.

De seguro conoces la pirámide alimenticia y más de alguna vez la debes haber visto, incluso si no la sigues a menudo. En ella se determinan qué alimentos deberíamos consumir y con cuanta frecuencia para sentirnos bien, controlar el peso y tener un estilo de vida saludable. Sin embargo la Sociedad Española de Nutrición Comunitaria agregó otros cinco elementos a la pirámide en un intento de velar por la salud integral de la comunidad y los ciudadanos de su país.

Lo más sorprendente de todo es que estos elementos no clasifican como comida.

Acá te mostramos cuáles son:

SENC
  1. Actividad física diaria (una hora)
  2. Equilibrio emocional
  3. Balance energético
  4. Técnicas culinarias saludables
  5. Agua (4 a 6 vasos al día)

De esta forma, los nutricionistas españoles están poniendo un muy necesitado énfasis en la salud mental de la población que muchas veces provoca que la gente no esté capacitada para alimentarse de forma correcta simplemente porque no tienen la energía o el tiempo para hacerlo. La posibilidad de aprender a cocinar de forma sana también se plantea como una buena forma de controlar el peso ya que, según lo que explica la guía española no cocinar podría contribuir “a la posible transferencia de sustancias indeseables”.

Además, recomiendan adecuar la ingesta de agua tomando en cuenta el ejercicio realizado (a más ejercicio mayor ingesta de agua) y también balancear la energía de forma apropiada, es decir, comer las calorías necesarias para mantenernos sanos y llenos de energía.

Otra cosa que llamó la atención es que, en la cúspide de la pirámide, junto a los snacks se mostraban los suplementos nutricionales. Esto se debe a que muchas personas toman este tipo de medicamentos sin consultarlo con su doctor y en muchas ocasiones ni siquiera son necesarios. El consumo debiese ser limitado y siempre controlado.

¿Qué te parece esta nueva pirámide? A mí me encanta.

Te puede interesar