Por Pilar Navarro
15 diciembre, 2017

Su frescura quedará intacta.

¿Cuantas veces has ido al mercado sólo para ver lo verdes, brillantes y frescos que se ven los vegetales y enamorarte de sus colores? Es casi imposible no llenar tu cesta con todas estas maravillas. Espinacas, brócoli, lechuga y espárragos, entre muchas otras delicias naturales. Sin embargo, rara vez logramos consumirlos todos y esos hermosos vegetales que alguna vez fueron frescos y crujientes terminan por descomponerse.

Pexels

Lo bueno es que la historia no tiene que acabar allí y con sólo algunos trucos podremos evitar que se pudran con tanta rapidez. De seguro alcanzarás a comerlos todos de esta forma.


Aquí te dejamos los pasos para que tus vegetales verdes duren más tiempo:

1. Primero, lava los vegetales con agua fría

Asegúrate de limpiarlos bien.


2. Sécalos bien

Es importante que no queden húmedos.


3. Toma un tupper (recipiente) o una bolsa hermética y coloca papel absorbente

Esta es la clave para prolongar su vida útil y evitar que se estropeen.


4. Coloca tus vegetales y guárdalos en la nevera

Procura ponerlos en un compartimiento especial para los vegetales, de esa forma será más sencillo encontrarlos.

Y eso es todo. Es fácil y práctico y te ayudará a conservar esos ricos vegetales que compraste en el mercado.

¿Te funcionó este truco? ¡Cuéntanos!