“Es importante devolver lo que me han dado” dijo el joven que aprovechó una beca de la asociación de alumnos para convertirse en uno de los mejores estudiantes de su universidad. Se graduó con honores.

Muchos juzgan o critican a los que tienen oportunidades privilegiadas, todo esto sin conocer su pasado, lo que les costó llegar allí. El camino para un inmigrante no es algo sencillo, se arranca desde muy abajo para llegar a lo más alto, desde la documentación, ya partes con desventaja.

Omar Viramontes fue un joven afortunado, de 150 concursantes, fue el ganador de la beca Tom Tucker, la más grande otorgada por la Asociación de Ex-Alumnos de la Universidad de San Diego California (USCD). Y vaya que supo aprovechar graduándose a sus 26 años con mención Magna Cum Laude y con uno de los promedios más altos.

ABC

El chico trata además de esforzarse por crecer profesionalmente, también por ser ejemplo para niños mexicanos que buscan cumplir su sueños, puesto que desde su llegada a suelo americano se las vio difícil.

Llegó a California a los 7 años proveniente del centro de México, en un año dominó el idioma, todo marchaba bien. Pero un incendio acabó con la vivienda que compartía con sus padres en Valle Central. Al no tener un hogar, comenzó a trabajar vendiendo maíz en las calles para colaborar con sus padres que trabajaban en un sembradío de uvas.

Facebook: Omar Viramontes

Desde la secundaria se unió a un programa llamado MESA, donde pudo participar en competencias de ciencia y matemáticas, lugar donde mostró todo su potencial. Su hermano gemelo Octavio, también entró en la Universidad de Harvard y estudia medicina gracias a una beca, tienen mucho que agradecerle a los Estados Unidos, y su mejor forma de ‘pagar’ es estando entre los mejores.

“Las becas y otras formas de ayuda permiten a las personas de bajos ingresos ir a la universidad y alcanzar sus sueños, tener un impacto y mejorar sus comunidades. Nuestros padres no tuvieron oportunidades, porque no tuvieron educación. Todavía hoy recogen uvas”

Omar Viramontes a Ascend Partners Group

Ascend Partners Group

El plan de los hermanos Viramontes es ejercer y sacar a sus papás del arduo trabajo que además no es tan rentable, ya que cuando las uvas no están en temporada deben salir a las calles a vender cualquier cosa para subsistir. Y no tenemos dudas que lo lograrán, son ejemplo para México y el mundo.