Por Teresa Donoso
16 Mayo, 2017

Son perfectas para mezclarlas con un buen vino y una conversación interesante.

Las patatas son, por excelencia, el plato clave a la hora de juntarnos a conversar de la vida y beber algo con nuestros amigos. No sé si será que su sabor combina con todo o que simplemente estamos muy acostumbrados a su presencia cada vez que nos juntamos con gente que nos agrada, pero lo definitivo es que nunca pueden faltar en el menú.

Si ya te cansaste de prepararlas fritas, entonces estas patatas torneadas son justo lo que necesitas.

Ingredientes:

– Dos patatas.
– 40 gramos de mantequilla.
– 80 gramos de queso parmesano rallado.
– Ajo en polvo.
– Paprika.
– Pimienta negra.
– Sal.

Preparación:

1. Precalentar el horno a 180º Celsius.
2. Inserta un palo de brocheta en la patata justo por el centro.
3. Con un cuchillo afilado corta la patata mientras la vas girando en dirección opuesta al cuchillo.
4. Con cuidado, estira la patata a lo largo de la brocheta hasta que las rodajas estén separadas.
5. Derrite mantequilla y pincela sobre la patata.
6. En un bol mezcla el queso parmesano, la pimienta, el ajo en polvo, la paprika y la sal.
7. Baña la patata con esta mezcla.
8. Dispone la patata sobre una lata para horno apoyada sobre la brocheta.
9. Hornea entre 25 a 30 minutos o hasta que esté ligeramente dorada.
10. Aliña con queso a tu gusto.
11. Sirve tibio y prepárate para disfrutar.

¿Lo anotaste todo? ¿Qué esperas? Tienes que probarlas cuanto antes, de seguro te cambiarán la vida.