Por Florencia Lara
20 abril, 2022

Ben Miller estuvo más de 3 años parado en la calle ofreciendo sus deliciosas limonadas, con tal de juntar dinero y poder ayudar a los pobres animales que eran abandonados a su suerte.

Dicen que los niños son los seres con el corazón más noble. Así lo demostró Ben Miller, un pequeño que trabajó durante tres años, todo para recaudar dinero y donarlo a su fundación favorita: El hogar de gatitos.

Pixabay

Ben Miller, un pequeño de 9 años oriundo de Estados Unidos, renunció a pasar sus tardes jugando con una pelota y viendo televisión por una noble causa: Recaudar fondos. Fue así como en tres años el pequeño logró juntar 2.000 dólares y para poder donarlos a la institución que él eligiera.

Para recaudar cada centavo, Miller tuvo la brillante idea de poner un pequeño puesto de limonadas en una callecita de su barrio. El niño utilizó una mesa, la decoró con un mantel negro, un ramo de flores y dos jarrones llenos de bebestible de limón. En poco tiempo, todos los vecinos del lugar ya podían comprar su deliciosa y refrescante limonada.

Facebook: Humane Society

Ben comenzó su pequeño proyecto en 2019, año en el que recaudó 600 dólares. Pero, desafortunadamente, debido a la pandemia por coronavirus, debió abandonar su puesto de limonada durante 2020, para poder cuidarse de la enfermedad.

Cuando las medidas sanitarias se relajaron, Ben no quiso salir a jugar con sus amigos. Su verdadero deseo era reanudar su venta de limonadas para juntar centavo a centavo en su alcancía.

Cuando Ben alcanzó los 2.000 dólares recién en 2022, en vez de comprar una nueva consola de videojuego o una bicicleta, tomó el dinero y lo donó al centro Humane Society.

Humane Society es una entidad que reparte la ayuda a distintas causas. La elegida por Ben, fue aportar a los gatitos que eran abandonados o esperaban por un hogar definitivo.

Facebook: Humane Society

La acción del pequeño fue dada a conocer a través de la página de Facebook de Humane Society. Los cibernautas rápidamente aplaudieron el noble gesto y felicitaron a Ben por su perseverancia y constancia.