Por Antonio Rosselot
25 junio, 2020

Pueden ser servidas para picar antes de la cena o como guarnición, ¡pero probablemente te las termines comiendo todas con las mano!

Seguimos añadiendo recetas al enorme catálogo de delicias que tenemos en Upsocl, y hoy no será la excepción: les traemos las deliciosas papas al horno con crocante de queso parmesano, cortesía de Recipe Tin Eats.

Estas deliciosas papitas pequeñas son ideales para ese momento en cuando llegas del supermercado y te das cuenta que olvidaste comprar los chips, o cuando tus invitados llegan en menos de una hora a cenar y aún te falta preparar un acompañamiento. Y bueno, también para devorarlas por tu cuenta, claro está.

Phoodie

La combinación de sabores y texturas es realmente sorprendente para lo fáciles y rápidas de preparar que son estas papas. Son suaves al interior y tienen un leve gusto a rostizado, llenas de sabor gracias al crocante de queso que las acompaña y especias como romero, paprika y ajo en polvo.

Además de ser un acompañamiento fácil, estas papas pueden ser servidas como aperitivo o piqueo antes de una cena, ya que se comen individualmente y son fáciles de manipular. Pero bueno, ¡dejémonos de palabras y pongámonos «manos a las papas»!

Phoodie

Ingredientes (para 4-5 personas):

– 750 gramos de papas Cambray (las pequeñas) partidas por la mitad, o papas normales en trozos

– 2 cucharadas de aceite de oliva

Para el crocante de queso:

– 50 gramos de queso parmesano rallado fino

– 1/2 cucharadita de ajo (o cebolla) en polvo

– 1/2 cucharadita de orégano o romero

– 1/2 cucharadita de paprika (o pimentón)

– 1/4 de cucharadita de sal de mesa

– 1/2 cucharadita de pimienta negra

Para la salsa (opcional)

– 17o gramos de crema ácida o yogurt natural (o ambos)

– 15 gramos de cebollín o ciboulette, picados finos

Phoodie

Preparación:

1. Precalentar horno a 200ºC.

2. Mezclar todos los ingredientes para el crocante de queso en un bol. Dejar aparte.

3. Engrasar toda la base de una bandeja de vidrio para horno (20×30 cm) con aceite. Inclinar para que se cubran todas las zonas.

4.  Con una cuchara, espolvorear la mezcla de queso sobre la base de la bandeja sin tratar de tocarla con las manos, lo más parejo posible.

5. Poner las papas en la bandeja con el lado del corte hacia abajo, presionando firmemente. Opcionalmente, añadir un poco de aceite y sal a las papas por el lado de arriba.

6. Hornear las papas por 35-40 minutos o hasta que estén suaves, y el queso parmesano esté de color dorado profundo. Dejar reposar por 5 minutos.

7. Con una espátula separar y cortar las papas, procurando que cada una tenga un poco del queso crocante en la base.

8. Servir con la salsa a un lado, y decorar con cebollino y aceite de oliva extra.

¡Sencillas e infalibles!