Por Florencia Lara
1 agosto, 2022

Daniel Martínez no puede mover por sí mismo su silla, pero Keily, su fiel mascota se encarga de eso cada vez que ofrecen golosinas a los transeúntes para ganarse la vida.

Muchos dueños de mascotas que destacan por su responsabilidad, son capaces de hacer cualquier cosa con tal de preservar el bienestar de su perrito, gatito o el animal que tengan. Pero, muchas veces son las mismas mascotas quienes quieren tanto a sus amos, que los ayudan en el día a día, sin importar lo ardua de la tarea. Tal como lo hace Keily a diario con “su persona” discapacitada.

TikTok: @danielykeily

Daniel Martínez, es un habitante de San Cristóbal, una localidad de Ecatepec, en México, que trabaja día a día en las calles de su pueblo, cuya labor principal es vender dulces a los transeúntes de la zona. Desafortunadamente, esta tarea es un poco más difícil para el hombre que para una persona común y corriente. ¿La razón? El joven se encuentra en silla de ruedas.

Pero, Daniel jamás ha dejado que su discapacidad sea un impedimento para él y para desarrollar su vida. Él cada mañana se levanta con ánimo a trabajar, ya que tiene una importante ayuda: Keily, su adorable perrita.

TikTok: @danielykeily

La can fue entrenada para empujar con su cabeza la silla de rueda de su amo, mientras este se preocupa de vender y entregar los dulces, recibiendo el dinero de vuelta. Con el tiempo han demostrado ser el mejor equipo y su coordinación es impresionante.

Fue el mismo hombre, quien a través de TikTok, compartió un tierno registro de Keily manipulando su silla de ruedas para transportarlo por las calles. Como era de esperar, el clip rápidamente alcanzó gran apruebo por parte de los cibernautas, quienes obsequiaron mas de 69 mil “me gusta” para el amo y su mascota.

TikTok: @danielykeily

“Es un héroe esa mascota”, “Los perritos son los mejores amigos del hombre”, “Que inteligente ese perrito”, “No sé si llorar o reír por el noble gesto del perrito”, fueron alguno de los comentarios de los usuarios.

Daniel comparte todas las semanas sus aventuras con Keily en TikTok, donde demuestra que no necesita a nadie más que a su mascota para ser feliz.