Por Ghalia Naim
7 septiembre, 2017

Intenta no comértela toda después de esto.

La cebolla es uno de los alimentos más usados en la gastronomía de todo el mundo gracias a su versatilidad y su preparación es realmente variada. Clases hay muchas, desde asadas a fritas, con limón o cocidas, da igual. Su sabor acompaña casi cualquier platillo salado y en muchas casas es un infaltable en la mesa.

Si eres tan fanático de esta pequeña saca lágrimas, te invito a probar esta genial receta de cebolla caramelizada.

iStock

Preparación:

  • Pela la cebolla y córtala de tal manera que puedas obtener finas rodajas.
  • Calienta una sartén (asegúrate de que esté perfectamente hirviendo) y luego baja el fuego hasta un poco más del mínimo.
  • Agrega una cucharada de mantequilla o un chorrito de aceite de oliva (como prefieras).
  • Añade la cebolla
  • Añade sal al gusto
  • Revuelve un poco y luego deja que repose con la sartén tapada.
  • Cuando notes que la cebolla la toma color, agrega un poco de azúcar (solo es un toque)
  • Y agrega un chorrito de agua para que el caramelo del azúcar no se pegue
  • Revuelve un poco más y retira la sartén

¡Listo! Una perfecta cebolla caramelizada

iStock

Consejo:

Si tienes tiempo, puedes evitar agregar azúcar simplemente esperando unos minutos más para que la cebolla termine por sí sola de soltar su dulzor. Además, si deseas, puedes agregar un toque de pimienta negra, ¡no te arrepentirás!

¡Buen provecho!