Por Javiera Oliden
9 agosto, 2017

Hasta ahora son diez los que han perdido contra él.

Los dueños de el local de comida rápida “Pronto” en Curicó, al sur de Chile, decidieron hacer un sándwich tan grande que no cabe ni en el pan ni el estómago de los que intentan comerlo. Su desafío ha atraído hasta ahora a 10 personas, ninguno de los cuales ha sido capaz de comer este verdadero tiranosaurio de los panes.

Como cuenta ADN Radio, el sándwich está hecho a base de papas fritas, chorizo, cebolla, tomate, mayonesa, y huevo. Así que no es una gran sorpresa que los ingredientes se salgan del pan y que pese alrededor de unos 2,7 kilos en total. 

Cuesta unos 23 dólares, pero aquel que logre comerlo podrá llevarlo gratis.

Aunque no será nada fácil, como se puede ver en este video de uno de los concursantes:

¿Crees que te lo podrías comer entero?