Por Teresa Donoso
7 junio, 2017

Todo sea por el número dos y la salud gastrointestinal.

Ir al baño todos los días es de gran importancia para tener una salud óptima y sentirte liviano. No hay nada más incómodo que sentir que quieres ir y no poder, y si bien es un tema que a muchos les causa incomodidad tocar, la verdad es que es más común de lo que uno cree. Según el portal Vivir Mejor, cerca del 30% de la población padece de estreñimiento, un problema que puede ser resuelto de forma fácil al hacer más ejercicio, beber más agua y consumir más fibra.

Esto último es lo que más nos interesa y para ayudarte te queremos recomendar 8 alimentos que puedes incluir en tu dieta para que hacer el número dos deje de ser un calvario. Toma en cuenta que, según WebMD, es necesario comer entre 25 a 38 gramos de fibra alimentaria cada día.

1. Frambuesas

Tal como indica el portal Runner’s World, las frambuesas tienen 8 gramos de fibra por taza (el doble que una taza de frutillas) algo que las convierte en la fruta perfecta para tu snack o desayuno.

Según Erica Sonnebuerg, investigadora del departamento de microbiología e inmunología de la Universidad de Stanford, la fibra incrementa el tamaño de las heces y de esa forma le ayuda a moverse sin problemas a lo largo del sistema digestivo.


2. Agua

No se come pero es el líquido de mayor importancia a la hora de poder ir al baño todos los días. Hidrátate bien y bebe al menos dos litros de agua cada día. La doctor Molly Morgan, por lo demás, le aseguró a Runner’s World que el agua es lo que te ayuda a hacer que todo se mueva.


3. Naranjas

El poder de la vitamina C ayuda a mejorar la consistencia de las heces y aumentar su tamaño algo que, por asqueroso que suene, es muy efectivo.


4. Almendras

Morgan asegura que, si bien las almendras contienen mucha fibra, no es eso lo que las hace tan efectivas, sino su alto contenido de magnesio:

“El magnesio neutraliza el ácido del estómago y hace que las heces se muevan a lo largo del intestino”.


5. Frijoles negros

Son deliciosos y además te hacen bien. Sólo una taza de frijoles cocidos tiene 15 gramos de fibra y además aporta magnesio y potasio.


6. Vegetales de hojas verdes

Escoge la que más te guste: tanto las espinacas, como la kale y la acelga tienen fibra, magnesio y potasio, tres componentes que te ayudarán a ir al baño. La acelga, por ejemplo, aporta 4 gramos de fibra por taza.


7. Pasas de ciruelas

De seguro este es el secreto de tu abuelita a la hora de ayudarte con este problema y ella tiene mucha razón. Las pasas de ciruelas tienen 6 gramos de fibra por taza y, según Runner’s World también contiene un componente natural llamado ácido di-hidroxifenil-isatin que ayuda a estimular el movimiento del intestino.

¿Comes alguno de estos alimentos todos los días? ¡Cuéntanos en los comentarios!