Por Gabriela Medina
4 agosto, 2017

Específicamente a uno llamado Bjorn.

Tenemos una noticia que cambiará por completo tu vida, así que presta atención. El sushi y sashimi de salmón que tanto amas, el pescado estrella de todos los restaurantes japoneses, no fue precisamente una creación de los nipones. De hecho, este plato favorito de muchas personas se lo deben a los noruegos, específicamente a un hombre llamado Bjorn Olsen.

La historia no las trae Great Big Story y relata que la industria del salmón de Noruega desesperada en crear ganancias y conseguir un mercado más grande creó un plan para importar salmón a Japón, ya que parte de su cocina consiste en mucho pescado crudo.

Se preguntarán ¿Los japoneses no tienen salmón? Pues sí, pero se trata del salmón del Pacifico, que vive en aguas que a menudo lo llenan de parásitos, algo que lo convierte en un pez no apto para el consumo humano.

De hecho, el que comemos y el que exporta Noruega son salmones del Atlántico.

El reto para Bjorn era muy grande, no sólo tenía que crear este plan para lograr que los japoneses quisieran exportar salmón sino que tenía que convencerlos de que la versión atlántica no tenía problemas de parásitos.

“Teníamos que cambiar la percepción de todo el país”.

Bjorn Olsen a Great Big Story.

Pero esta historia no es de hace tiempo, a penas se come sushi y sashimi de salmón a partir de 1995. No existía antes de los 90.

“Tomó 10 años entrar propiamente al mercado”.

Bjorn Olsen a Great Big Story.

Así que si amas el sushi de salmón tienes que agradecer a un noruego llamado Bjorn… y no precisamente a la cultura de Japón.

¿Sabías este detalle histórico o te sorprendimos?