Por Pamela Silva
29 junio, 2018

“A mí me encanta comer pepinillo, pero me sentía un poco intimidada por la idea de beber jugo de pepinillo”.

Ileana Paules-Bronet es una redactora de Little Things que decidió tomar jugo de pepinillo durante una semana para comprobar si los “maravillosos” efectos de esta bebida eran tan ciertos como internet decía. Su experimentó comenzó cuando su novio llegó a casa después de una corrida donde le dieron de este.

Intrigada de por qué le darían esto para beber, buscó en Internet y descubrió que supuestamente el jugo de pepinillo es muy bueno para aliviar los espasmos musculares -por lo que es ideal para los deportistas-.

Ileana Paules-Bronet

Además, es muy efectivo para mantener el cuerpo hidratado durante el ejercicio, no tiene grasa -a diferencia de muchas bebidas isotónicas, que tienen muchas calorías-, ayuda a controlar el mal olor de la boca, tiene muchos antioxidantes y al ser un alimento fermentado, es bueno para la digestión.

Ileana Paules-Bronet

Hay muchas formas de consumir el jugo de pepinillo, pero Ileana decidió beberlo de la forma más sencilla posible: simplemente echándolo en un vaso y listo.

Día 1

Ileana Paules-Bronet

A mí me encanta comer pepinillo, pero a decir verdad, me sentía un poco intimidada por la idea de beber jugo de pepinillo.

Para ser honesta, tuve que llenarme de valor para tomarme la pequeña porción de jugo de pepinillo. Creo que estuve parada en las oficinas de LittleThings por alrededor de 10 minutos mirando fijamente el jugo de pepinillo antes de finalmente tomármelo.

Me llevé la grata sorpresa de que el jugo de pepinillo no sabe mal. Tiene un sabor fuerte, pero es más que nada salado. Aunque este jugo tiene mucho vinagre, no sabe demasiado ácido”.


Día 2

Ileana Paules-Bronet

“El segundo día de mi experimento estaba sufriendo de dolor menstrual, así que esperaba que el jugo de pepinillo me ayudara. Como sirve para aliviar los espasmos musculares, tenía la esperanza de que la pequeña porción que me tomé ese día fuese el remedio perfecto para mis dolores menstruales.

Al final del día, ya no sentía dolor. No estoy segura si desaparecieron por sí solos o si fue por el jugo de pepinillo. Pero de cualquier forma, desapareció el dolor”.


Día 3

Ileana Paules-Bronet

“Al tercer día, para mí ya fue bastante normal tomarme mi dosis de jugo de pepinillo.

Después del trabajo, fui a una clase de ejercicios en barra de ballet — y déjame decirte que definitivamente esperaba tener dolores musculares después de la clase, como casi siempre me pasa.

La clase fue tan difícil como de costumbre, así que estaba segura de que me dolería todo el cuerpo al día siguiente”.


Día 4

Ileana Paules-Bronet

“En el cuarto día, estaba segura de que tendría dolores musculares por la clase de ejercicios en barra de ballet del día anterior ¡pero no fue así!

Quedé gratamente sorprendida al no sentir dolor, y estaba tan ocupada deleitándome en el hecho de que no sentía dolor muscular que se me olvidó tomarme el jugo de pepinillo a la hora habitual.

Terminé tomándome mi jugo de pepinillo al final del día, pero no creo que eso haya afectado en lo absoluto”.


Día 5

Ileana Paules-Bronet

“Por lo general, dos días después de hacer ejercicio es cuando siento más dolores musculares, pero todavía no me sentía adolorida por la clase de ejercicios en barra de ballet. No sé si haya ocurrido de manera natural o si se deba al jugo de pepinillo, pero de todas formas, estoy completamente a favor de este jugo.

Al quinto día, tomarme el jugo de pepinillo ya era algo completamente normal para mí. Ya no tenía que llenarme de valor para tomarme mi dosis, pero todavía me sentía un poco ridícula tomando jugo de pepinillo en la cocina de LittleThings”.


Día 6

Ileana Paules-Bronet

“El sexto día fue la primera vez que me tomé el jugo de pepinillo en casa. Me sentí bastante a gusto al tomármelo, pero mi novio, quien odia el pepinillo, no podía borrar la expresión de asco de su rostro.

Sin embargo, tampoco se echó a correr cuando traté de besarlo, lo cual me hace pensar que, en efecto, el jugo de pepinillo ayuda a refrescar el aliento”


Último día

Ileana Paules-Bronet

“El séptimo día, yo estaba feliz de estar llegando al final de mi experimento con el jugo de pepinillo — no porque no lo haya disfrutado, sino porque estaba ansiosa de volver a comer pepinillos como una persona normal.

En general, el experimento fue un éxito, pero estaba feliz de no tener que llevar más conmigo mi vasito medidor cuando iba a la oficina todos los días”.

Al final de la semana, Ileana no podía asegurar que las mejoras del jugo de pepinillo a niveles más profundos que simplemente ayudarla a prevenir dolores musculares y el mal aliento. Aún así, decidió seguir tomándolo cada vez que fuese a hacer ejercicio, aunque no lo consumiría nuevamente cada día sagradamente.

Ileana Paules-Bronet

Honestamente, yo odio los pepinillos, pero creo que podría darle una oportunidad a esto ¿y ustedes?