Por Gabriela Medina
27 Julio, 2017

Es un corte muy suave pero trae muchos problemas.

A todos nos gusta un pedazo tierno de carne. Hay un corte que es especialmente suave y por lo tanto muy exclusivo que se llama arrachera en México o entraña en Chile y Argentina. Pero a muchos carniceros no les parece correcto que sigas pidiendo este corte. El Huff Post explica la razón.

La página web entrevistó al carnicero Terry Ragasa quien señala que la arrachera o entraña viene del músculo que ayuda a soportar el diafragma entre la costillas y el lomo de una vaca. En otras palabras, no trabaja, no tiene ninguna función dentro del cuerpo, lo que significa que es muy suave. Sólo hay una por animal y es ahí en donde está el problema para el carnicero.

“Cuando el animal se divide por la mitad, antes de ser procesado, cada músculo tiene un contrapunto en el otro lado. Así que hay dos filetes, dos rondas superiores, dos ojos de plato, pero sólo hay una arrachera”.

Terry Ragasa a HuffPost.

El carnicero considera que esa no es una manera sostenible de comer porque cada vez que piden este corte tiene que matar un animal en vez de aprovechar toda la carne que dejo el que ya está muerto.

Ragasa recomienda comer otros cortes que son bastante buenos y así contribuir con el carnicero, ganadero y el ambiente.

Ya lo sabes, tratar de diversificar los cortes que consumes es una buena idea, especialmente si te gusta este corte.