Por Monserrat Fuentes
30 agosto, 2018

Kate está luchando contra un cáncer cerebral por segunda vez, perder el cabello es una de las cosas que más le dolió, por eso, estaba devastada cuando le dijeron que no podía usar su peluca en la escuela.

Atravesar un cáncer es posiblemente una de las situaciones más difíciles que una persona puede pasar, es una enfermedad tan terrible y devastadora que día a día mata a miles de personas en el mundo. Quienes tienen la enfermedad luchan por sobrevivir y doblarle la mano al cáncer.

Katilyn Pepper es una adolescente de 17 años que hace poco fue diagnosticada por segunda vez con cáncer cerebral. La chica oriunda de Texas, Estados Unidos, ya había estado en misma situación hace dos años atrás, pero valientemente pudo salir adelante gracias a los tratamientos y a su increíble fuerza.

Tyliece Pepper/Facebook

Una semana antes de entrar a su último año de secundaria, Kate tomó la decisión la decisión de afeitar todo su cabello, ya que la quimioterapia ya le había quitado la mayor parte de él.

En un emotivo video que compartió en su canal de Youtube, mostró el triste proceso de rasurar su cabeza, allí dijo, “perder el cabello es siempre una de las cosas más difíciles de tener cáncer”.

Tyliece Pepper/Facebook

Uno de los mayores temores de la adolescente era tener que asistir a la escuela completamente calva, sencillamente era un situación por la que no quería pasar, ya que siempre ha sido amante de los peinados y los cambios de looks.

Sé que el cabello no es lo más importante en el mundo, pero me da tristeza y me hace pensar que realmente estoy pasando por un cáncer. Honestamente me molesta mucho porque no soy capaz de expresarme a través de la manera en que uso mi cabello como lo hice una vez”, escribió en la muchacha en su cuenta de Facebook.

Tyliece Pepper/Facebook

Por esa razón, compró una peluca en tono turquesa que la hace sentir bella y que la hace sentir bien, pero se llevó una gran sorpresa cuando en su escuela le dijeron que no podía usarla porque rompía el código de vestimenta. Le tomó varios días encontrar una peluca con que se sintiera bien y cuando por fin la encontró no podía creer lo que su escuela no le permitiría usarla.

“Después de unos días de mirar, pude ocultar mi calvicie y mostrar mi fuerza con una peluca de dos tonos, turquesa y negra, que simboliza la confianza, la integridad y el poder, para ayudarme a superar la tormenta“, dijo Pepper en una carta que escribió a la escuela McKinney ISD ubicada en Dallas.

Tyliece Pepper/Facebook

Para fortuna de la muchacha, la carta que publicó en las redes sociales llegó hasta Dan Patrick, vicegobernador de Texas, quien a través de su cuenta de Twitter pidió al colegio que le permitieran a Kate usar su peluca.

“Apoyo reglas claras para los estudiantes, pero le pido a McKinney ISD que cree una excepción a su código de vestimenta y permita que Kate Pepper use su hermosa peluca. Enviaré una comunicación formal al distrito mañana”, escribió Dan.

La intervención del vicegobernador dio resultados y desde el lunes siguiente Katilyn pudo comenzar a usar su peluca sin ningún problema, la chica está muy feliz y aliviada, ya que esa peluca significa mucho para ella.

Tyliece Pepper/Facebook

Esta peluca me hace sentir normal, con confianza en mí misma y de alguna manera bonita durante este momento en que el me suceden tantas cosas que no puedo controlar. Esta peluca me empodera y aunque es de un color sutil, me da la suficiente fuerza para no afligirme por la pérdida de mi cabello, me da la fortaleza que necesito para luchar”, agregó la estudiante.

¡Fuerza Katilyn!

Puede interesarte