Por Monserrat Fuentes
24 enero, 2019

Michiel y Amber Vandeweert quieren tener una vida normal, pero esta enfermedad hace que sus cuerpos envejezcan entre 8 y 10 veces más rápido.

Michiel y Amber Vandeweert, de 20 y 12 años respectivamente, son dos de los 155 casos de progeria que se estima hay en todo el mundo, según Barcroft. Esta enfermedad, también conocida como el síndrome de Benjamin Button, afecta a una de cada 8 millones de personas y produce el envejecimiento temprano del cuerpo.

Los hermanos son de Diepenbeek, Bélgica, y están luchando contra el estigma que acarrea su enfermedad, ya que hace que su cuerpo envejezca entre 8 a 10 veces más rápido de lo normal.

Michiel Vandeweert/Facebook

Quienes nacen con este trastorno tienen un pronóstico de vida de 12 años aproximadamente, pero Michiel logró sobrepasar esa edad y tener una vida muy feliz. Amber se encuentra en la edad límite, pero de seguro seguirá los pasos de su hermano mayor.

Los principales problemas de salud que sufren los hermanos Vandeweert son característicos de personas ancianas, con esto me refiero a problemas a los huesos, pérdida de cabello, reducción de la vista y de la movilidad, entre otros.

michielvandeweert/Instagram

Wim y Godelieve Vandeweert, padres de los hermanos, descubrieron que su hijo tenía progeria cuando este tenía alrededor de 8 meses de vida, poco a poco comenzaron a notar que el niño tenía rasgos diferentes y médicos les confirmaron el diagnóstico.

Ocho años después nació Amber, quien según expertos tenía prácticamente nulas probabilidades de padecer la misma enfermedad que su hermano, sin embargo, cuando la pequeña tenía siete semanas de vida notaron que también la tenía.

Ahora los hermanos se apoyan mutuamente y se acompañan cuando las cosas se ponen difíciles para ellos por culpa de las miradas indiscriminadas y la discriminación que han sufrido.

michielvandeweert/Instagram

«Definitivamente diría que somos el mejor apoyo del otro. Ambos sabemos cómo es, mejor que nadie. Si Amber alguna vez tiene una pregunta, ella siempre puede venir a mí. Es bueno que todavía pueda ser el hermano mayor. Porque si Amber no tuviera progeria, ya sería mucho más grande que yo», dijo Michiel en una entrevista.

Ambos disfrutan de actividades que todo a chico de esa edad le gustan hacer, como bailar y hacer karting, simplemente tienen que tener cuidado de no forzar mucho sus cuerpos porque se agotan con facilidad y sus caderas y articulaciones sufren.

ambie.vandeweert/Instagram
michielvandeweert/Instagram

Ambos están muy orgullosos de lo que han logrado hasta ahora, Michiel quiere romper el récord como la persona con progeria más longeva y Amber planea seguir sus pasos.

Puede interesarte