Por Kat Gallardo
11 agosto, 2017

Y pensar que es su propia hija.

Este horrible y crudo hecho ocurrió en Chile. Wanda Romero Eissmann, de 36 años, fue detenida por la Brigada de Delitos Sexuales de la Policía De Investigaciones del país, luego de ser acusada de vender la virginidad de su hija y posteriormente, continuar prostituyéndola desde el año 2015. El comprador, también fue descubierto.

Junto a Romero, también fue detenido Luis Salinas Herrera, un hombre de 45 años, identificado como el “comprador” de la virginidad de la pequeña. Posterior a eso, continuó frecuentándola con la complicidad de su madre, previo pago de entre 150 y 200 mil pesos chilenos por cada encuentro sexual.

PDI

Wanda Romero vendió la virginidad de su hija de 12 años en un millón y medio de pesos chilenos (más de 2 mil dólares americanos), los cuales fueron pagados por Luis Salinas, según señaló el comisario Roberto González, de la Brisexme.

“La mujer detenida es la madre de la víctima, que actualmente tiene 14 años. El delito comenzó cuando ella tenía 12 años de edad, situación que fue permitida por la madre, por cuanto mantenía un vínculo y una comunicación con el imputado”, explicó el detective.

PDI

Los detenidos serán formalizados por los delitos de facilitación a la prostitución infantil y violación.

Te puede interesar