Por Andrea Araya Moya
12 enero, 2017

Los perros pueden oler tu miedo…

Tarde o temprano todos nos enfrentamos a un perro que quiera atacarnos debido a diferentes razones. Ya sea porque le hicimos daño sin querer, porque es desconfiado, porque está herido, entre otras cosas. Sin embargo, pocos sabemos enfrentar estos casos y solemos actuar de mala manera, incluso volviéndonos agresivos. Y no debe ser así.

Si te topas con un perro que quiere atacarte (créeme, existen), aprende las mejores maneras para defenderte y hasta calmar al can y seguir tu vida como si nada. Pon atención.

1. ¡Mantén la calma!

Mara Parra/UPSOCL

Recuerda, los perros tienen un excelente olfato y hasta pueden oler tu miedo, así que evita mostrarte asustado frente a él. Claro, no es fácil, pero intenta despejar tu mente y evitar gritar o hacer cualquier cosa que demuestre tu temor.


2. ¡No corras!

Mara Parra/UPSOCL

Si un perro se te acerca mientras corres, disminuye tu velocidad. Date vuelta lentamente hacia otra dirección y sigue tu paso como si nada. Dejarás de ser una presa atractiva.


3. No lo mires directamente a los ojos

Mara Parra/UPSOCL

El contacto visual para el perro es el signo de que él te está dominando, por lo tanto no lo mires a los ojos, o te atacará. Vigílalo, pero de reojo. Así se dará cuenta de que no eres una amenaza.


4. Distráelo

Mara Parra/UPSOCL

Cualquier cosa que tengas a la mano te servirá para distraerlo. Mientras él esté ocupado con lo que le diste, aléjate lentamente sin que lo note. Eso sí, no le lances nada que le haga daño. Sé consciente.


5. ¡Dile “no”!

Mara Parra/UPSOCL

A veces es tan sencillo como mostrarte seguro y decirlo “no” al perro. No le grites, sólo di “no” con voz autoritaria y ya.

Puede interesarte