Por Luis Aranguren
5 abril, 2019

El pequeño burro la quiere como una madre y la sigue donde quiera que va.🐴

No es común decir que adoptaste un burro, pero realmente no es lo que importa pues Payton Dankworth le salvó la vida a este pequeño, que no para de hacer demostraciones de amor y agradecimientos al igual que ella, quien abraza su nueva responsabilidad el más bonito de los sentimientos.

Instagram/ Jack Austin

Dankworth, es una estudiante de Texas, quien dos semanas atrás recibió una llamada preocupante de un amigo, que durante un paseo se topó con un burro bebé quien había sido abandonado por su madre y se observaba en su rostro el hambre y la tristeza.

El amigo de Payton no tenía la capacidad de cuidar al pequeño, por lo que rápidamente pensó en ella para cuidarlo. Le preguntó si podía intentar mantenerlo con vida, pues su salud no era buena, no sabía si duraría mucho por lo que ella sin pensarlo dos veces, lo aceptó en su hogar.

Instagram/ Jack Austin

La estudiante de secundaria le dio el nombre de Jack, y su primera noche en casa de Payton fue difícil pues el pequeño burro se encontraba en estado de desnutrición, por lo que hubo que introducir el alimento poco a poco.

A medida que el pequeño Jack mejoraba, se iba haciendo más estrecho el lazo con Payton, quien tenía su primera experiencia cuidando burros.

Instagram/ Jack Austin

Inconscientemente dejó de ser su cuidadora y se convirtió en su segunda madre informó Payton Dankworth a The Dodo.

“Jack me ha demostrado que depende de mí, y realmente lo hace. Él recibe una botella cada dos horas, y cuando le doy de comer, eso me hace feliz”.

Ahora “Jack Austin” es un miembro importante de la familia Dankworth (el más travieso quizás), porque además de jugar con los perros de la casa, está con Payton siempre y a donde quiera que va.

“Llevo a Jack a dar paseos y él viaja en mi auto conmigo también. Es como un perro y me sigue a todas partes”.

Instagram/ Jack Austin

La historia de Payton y Jack es realmente inspiradora, tanto que el pequeño burro ya cuenta con su cuenta de Instagram en la que puedes seguir sus aventuras y actividades diarias.

Salvar una vida siempre es algo impresionante, pero si a eso le sumas el darle la felicidad y cuidados que necesita durante el resto de su vida es realmente sorprendente. Más acciones como estas harán de este mundo uno mejor donde vivir.

Puede interesarte