Por Juan David Montes
15 abril, 2016

Desde el 9 de mayo se prohibirá el ingreso.

Uno de los destinos más destacados de la geografía mexicana son las Islas Marietas, un conjunto insular ubicado en la costa Pacífica, justo en la parte baja del Golfo de California. Principalmente, la singular Playa del Amor, que se esconde entre una afortunada formación volcánica, se convirtió en una obsesión de los viajeros, cuadruplicando el número de turistas permitido en este destino natural.

La Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas informó que desde el 9 de mayo quedará prohibido el ingreso de turistas:

Aunque la regulación existente hasta el momento establecía que sólo ingresaran 625 visitantes diarios, en épocas de temporada alta como Semana Santa los números acendieron a un promedio de 3.000 personas.

Hay segundos en la vida que valen años| #GoPro #islasmarietas #mexico #playaescondida #nayarit #mochileros

A photo posted by JosuéBecs (@josuebecs) on

De acuerdo con un comunicado emitido por la Comisión, la sobreexplotación turística ocasionó graves daños al ecosistema:

“Las actividades turísticas, como el anclaje de embarcaciones, el buceo masivo y la concentración de visitantes en un solo sitio, están generando contaminación causada por residuos de combustibles y aceites, basura y desperdicios, aunado a la extracción de fragmentos de coral, crustáceos y moluscos por parte de los visitantes y pescadores ilegales, están ya ocasionando daños graves a los corales”.

Además de ser uno de los principales atractivos de México, este lugar es fundamental para la tortuga golfina, la ballena jorobada y otras 16 especies que llevan a cabo su reproducción en la zona, así que hay mucho más que el dinero obtenido por medio de actividades turísticas en medio de su recuperación.

Después de recuperar el ecosistema se promoverá un turismo de bajo impacto ambiental.

Puede interesarte