Por Cristofer García
30 agosto, 2021

El grupo de 170 animales callejeros (100 perros y 70 gatos) que el marino inglés retirado, Paul “Pen” Farthing, logró evacuar a tierra seguras desde Afganistán están encontrando un nuevo hogar. “No creo que tengamos muchos problemas para reubicarlos”, dijo.

La crisis en Afganistán, luego de que el Talibán se hiciera con el poder a la fuerza, ha generado distintos escenarios que atentan con las vidas, pero no solo las de personas. Los ciudadanos de este país asiático están huyendo a otros territorios, pero los cuidadores de animales también están sacando a sus amigos peludos de la nación, por el riesgo que se corre.

Uno de los casos se hizo más conocidos fue el del marino inglés retirado Paul “Pen” Farthing, quien se encargó de dirigir una misión para llevar a tierras seguras a sus 170 animales rescatados de las calles y acogidos por el refugio Nowzad. Tanto los canes y los gatos tuvieron que lidiar con explosiones y ataques para salir de Afganistán, pero lamentablemente 5 felinos fallecieron por el trauma del viaje.

Nowzad

Luego de aterrizar en Londres, Farthing confirmó que sus animales podrán ser adoptados por familias en Gran Bretaña, según reseñó Daily Mail. En total fueron unos 100 perros y 70 gatos los trasladados hasta Reino Unido.

Desde entonces, para Pen, de 52 años de edad, solo ha quedado agradecer y elogiar el trabajo de las tropas británicas por este esfuerzo exitoso. Primero llegaron hasta Uzbekistán, provenientes del aeropuerto de Kabul, para luego aterrizar en la capital inglesa. Pero al marino retirado aún le queda una última misión: traer de regreso a su personal que quedó en Afganistán.

Paul “Pen” Farthing

“Desde el momento en que conocí a las tropas británicas, durante el traspaso de los talibanes a los británicos, Dios mío, esos tipos fueron absolutamente increíbles, fantásticos. Los marinos y el Ejército tienden a tener un poco de rivalidad, pero no podría haber estado más feliz de verlos en el puesto de control”, contó.

Paul “Pen” Farthing

“Solo tuvimos una hora para poner a los animales en Kabul. Algunas tropas estadounidenses en el aeródromo dijeron ‘¿eres el chico de los perros?’, Y dejaron todo para ayudar. Todos los muchachos se acercaron, las personas que estaban fuera de servicio se acercaron y dijeron qué podemos hacer para ayudar. Y en una hora teníamos todos los animales a bordo”, añadió.

Nowzad

Según comentó Farthing, los animales se vieron estresados por la experiencia del viaje, pero afortunadamente muchos de ellos ya están en proceso de ser adoptados. “No nos faltan ofertas, así que no creo que tengamos muchos problemas para reubicar el resto“, dijo.

Nowzad

Ha sido una experiencia fuerte para todos los involucrados pero les contenta saber que se pudieron salvar muchas vidas gracias a su esfuerzo.

Puede interesarte