Por Constanza Suárez
5 noviembre, 2019

Los elefantes se ven expuestos a terribles agresiones y tratos para que aprendan trucos. Su sufrimiento por la entretención de los humanos.

El maltrato a los animales disfrazado de entretención no se detiene en Tailandia. Crueles imágenes fueron capturadas en el Campamento de Elefantes de Maesa, donde se ve a pequeños elefantes soportar un “entrenamiento” horrible. 

Estas docenas de crías fueron separadas de sus madres con tan solo dos años de vida y deben enfrentar una realidad horrenda, que los mantiene en una constante “angustia psicológica”, según afirmó el grupo que defiende los derechos de los animales Moving Animals. 

Moving Animals

La organización animalista reveló como estos elefantes sufren al verse obligados a aprender trucos “antinaturales” y pasar por un proceso conocido como Phajaan, consignó el Daily Mail.

Los activistas presenciaron el campamento y vieron como arrastran a los elefantes de las orejas y los golpean con afilados ganchos. También los vieron balanceándose, un “claro signo de angustia psicológica que enfrentan”, dijeron desde la organización. 

Moving Animals

Enseñan a realizar acrobacias como pintar cuadros, patear pelotas de fútbol y lanzar dardos. “En un momento, incluso se les hizo tirar y levantar troncos gruesos y pesados, en una desgarradora recreación de la industria maderera ahora ilegal”, aseguró Moving Animals.

Según informaron, el campo ha funcionado durante cuatro décadas y actualmente mantiene a más de 80 elefantes cautivos. 

Moving Animals

“En el mismo campamento, el trágico futuro de los bebés está a la vista, ya que los elefantes adolescentes y adultos se ven obligados a actuar para el entretenimiento de los turistas”, agregaron. 

Además, los activistas advierten que los animales cautivos pueden ser peligrosos para los turistas debido a la gran angustia a la que están sometidos. 

“Nuestras investigaciones en Asia han demostrado repetidamente que los elefantes continúan enfrentando un sufrimiento físico y emocional incesante para participar en paseos, procesiones y actuaciones”, dijo Amy Jones de Moving Animals.

Moving Animals

“Es desgarrador pensar que estos bebés inocentes en Maesa Elephant Nursery están en el comienzo de una vida de cautiverio que contará con agudos ganchos, actuaciones crueles y estrés psicológico severo”, agregó. 

En una petición al gobierno del Reino Unido, Moving Animals ha instado a prohibir la publicidad y la venta de giras de elefantes “poco éticas” a “lugares crueles como el vivero de elefantes de Maesa”.

Moving Animals

 

 

Puede interesarte