Por Luis Aranguren
7 enero, 2021

Todos recordamos que el 2020 comenzó con fuertes incendios en Australia, lamentablemente las secuelas aún las sufre la naturaleza.

Si bien ha pasado un año desde los incendios forestales en Australia, las terribles secuelas se siguen sufriendo hasta ahora. A pesar de los esfuerzos ciudadanos y gubernamentales, queda mucho por hacer y también esperar que la naturaleza pueda sanarse por sí misma.

Una de las principales especies afectadas fueron los koalas, al parecer su falta de velocidad les impidió huir del peligro.

Getty Images

Se estima que alrededor de 60 mil murieron o resultaron heridos a causa del inclemente fuego, por eso han destinado la tecnología para hacer una mejor medición y buscar nuevas soluciones. A través de drones podrán hacer un estudio masivo, en el que tendrán parámetros más claros sobre la cantidad de koalas activos.

Según The Independent, la intención es proteger al máximo esta especie que antes del incendio se encontraba en peligro de extinción y pues luego el riesgo aumentó.

AP

Son muchos los factores que los afectan, pues además del fuego que por suerte ya pasó y no se ha repetido. Estos pequeños suelen perder hábitat por la deforestación e inclusive son atropellados por automóviles.

Getty Images

Es una buena noticia que aprovechen la tecnología para poder ayudar a una especie que ha sido tan afectada. La Australian Koala Foundation sospecha que en la actualidad solo quedan alrededor de 80 mil koalas y de seguir esta tendencia al final de este año serían 43 mil.

A pesar de nuestro enfoque en los koalas, los científicos nos dicen que hay una grave falta de datos sobre dónde se encuentran realmente las poblaciones, cómo les está yendo y las mejores formas de ayudarlas a recuperarse después de los devastadores incendios forestales“.

–Ministra de Medio Ambiente, Susan Ley en rueda de prensa–

Si bien no parece que todo sea muy alentador para los koalas, es una buena noticia que el gobierno esté poniendo manos a la obra. En verdad esperamos que estos datos sean muy útiles para ayudar a esta especie que ya sufrió suficiente.

Como humanidad es nuestra labor no permitir que otra especie se extinga, al contrario, debemos proteger todo lo que en la tierra habita para que lo puedan conocer las próximas generaciones.

Getty Images

El gobierno de Australia invertirá 2 millones de dólares australianos para este proyecto, una inversión bastante importante. Es increíble que los drones puedan ser útiles para esto, no solo como juguetes o armas, sino también para salvar animales.

Getty Images

Desde nuestro corazón esperamos que puedan ayudar a los koalas, no queremos que se extingan esas bellezas.

Puede interesarte