El amor de padres es incomparable.

El vínculo entre padres e hijos no solo es poderoso entre los humanos. Es más, yo diría que en el mundo animal lo es aún más fuerte, pues reaccionan solo por instinto, no por presiones sociales u otros motivos que podemos tener nosotros para hacer un buen rol de padre o madre.

Y este registro captado en un zoológico de Seúl, en Corea del Sur, así lo demuestra.

De acuerdo a las imágenes, una familia de elefantes se encontraba descansando en su área, cuando de pronto una cría resbaló accidentalmente y cayó en la piscina. Inmediatamente los dos elefantes adultos que acompañaban al bebé comenzaron a correr desesperados para socorrerlo y evitar que se ahogara.

Facebook @UniversityBanter
Facebook @UniversityBanter

Si bien en un principio ambos se acercaron a la zona por donde había caído el elefante, luego reaccionaron y buscaron la forma de entrar a la piscina para ayudarlo. Así que se dirigieron corriendo hacia la zona de la bajada y entraron al agua.

Facebook @UniversityBanter

Enseguida lo acorralan entre los dos y lo guían a paso rápido hacia la salida, donde luego de pisar tierra, se ven mucho más relajados al comprobar que el bebé estaba sano y salvo y sólo había sido un susto.

Lo más seguro es que los elefantes adultos hayan sido sus padres, o dos hembras cuidando del animalito. Pero lo cierto es que su conexión es muy fuerte y fueron capaces de todo por salvarlo.

Facebook @UniversityBanter
Facebook @UniversityBanter

Mira aquí lo rápido que reaccionaron estos angustiados elefantes:

Puede interesarte