Por Alejandro Basulto
6 diciembre, 2019

Actualmente, el hombre de 77 años se encuentra grave y con pronóstico reservado. El animal salvaje sólo obedeció su instinto de supervivencia.

La cacería debe ser una de las vocaciones y actividades más criticadas en todo el mundo. Debido a que hoy en día, la mayor cantidad de los animales cazados, fueron matados para solo fines deportivos o simplemente recreacionales.

Pîxabay

Mientras que al mismo tiempo y de esa manera, la fauna afectada ve amenaza su especie, como ocurre con ciertas especies que están en vías de extinción, y otras, que no se encuentran en esa situación de vulnerabilidad, pero que tienen que soportar la presencia de cachorros y animales hace poco nacidos que se quedan sin la protección y cuidado de sus progenitores.

Pîxabay

Por eso, al saber de casos como el de un cazador de 77 años que resultó herido tras ser atacado por su casi presa, mucha gente reacciona hablando de «karma», de un daño realizado que fue devuelto al victimario. Ya que según le informó el Gobierno Foral a EFE en Pamplona, España, este hombre de tercera edad resultó con una severa hemorragia tras haber sido atacado por el jabalí que había herido previamente.

Pîxabay

Es muy posible, que con sus últimas energías, este peludo y puerco mamífero, haya decidido no rendirse y al menos dar la batalla antes de morir a manos del humano. Un instinto de supervivencia que pagó caro el viejo cazador.

Pîxabay

Quien por cierto, actualmente se encuentra internado, en estado grave y con pronóstico reservado, tras que sus compañeros llamaran al SOS para informar por el accidente. Según EFE, el sujeto de mayor edad, presentaba un profundo corte en la pantorrilla, que le ocasionó una fuerte hemorragia, como producto de la embestida que realizó el animal furiosamente con sus colmillos.

Pîxabay

Finalmente, el hombre de 77 años tuvo que ser evacuado a través de un helicóptero, debido a que por la profundidad de la herida tuvo un desvanecimiento, del cual se recuperó tras ser atendido por el equipo médico del centro de salud de Zudaire. Y del jabalí no se supo más.

Puede interesarte