Por Monserrat Fuentes
8 agosto, 2019

Es el pez de agua dulce más longevo del planeta.

Aún no estallaba la Primera Guerra Mundial, ni había zarpado el Titanic cuando un pequeño pececillo búfalo de boca grande llegó a este mundo, así afirma un equipo de científicos estadounidenses que hallaron un centenario pez carpa en las aguas americanas.

Durante una investigación de sondeo, descubrieron que uno de los peces dentro del estudio tiene por lo menos 112 años, superando con creces la expectativa de vida estimada que se conocía para esta especie: 26 años, revela Science Alert.

NatGeo

La revista Communications Biology, explicó que para conocer la edad de los ejemplares se usó un método de datación por radiocarbono y por el análisis de los otolitos en sus oídos.

Mediciones que permitieron constatar que estos peces pueden vivir muchos más años de los que se pensaba, encontrando varios ejemplares con más de 70 y 80 años de vida. Los investigadores esperan que este descubrimiento sobre su longevidad inspire una mayor apreciación por esta especie «poco apreciada».

«El búfalo de boca grande es capaz de vivir y reproducirse a edades que más que cuadruplican todas las estimaciones anteriores», escribieron en Communications Biology. «Este hallazgo sirve como un excelente ejemplo de descubrimientos pasados por alto y dilemas de gestión que pueden surgir como consecuencia de la negligencia ecológica de las especies poco apreciadas«.

nature.com

Encontrar tantos peces de edad avanzada representa riesgo, ya que muestra un fallo reproductivo, por lo tanto pone en riesgo a toda la especie. Especialistas indican que el búfalo de boca grande requiere atención urgente.

Puede interesarte