Por Camila Londoño
10 diciembre, 2015

Es un proyecto muy ambicioso.

Un nuevo movimiento africano llamado AFR100 (African Forest Landscape Restoration Initiative) es un esfuerzo que busca por medio de la plantación de árboles, restaurar 100 millones de hectáreas en África para el año 2030; hectáreas que se han visto afectadas por la desertificación generada por el cambio climático.

El proyecto está inspirado en iniciativas de restauración en el Caribe como la Iniciativa 20×20Además, está apoyando compromisos globales como el Bonn Challenge, el cual aspira a restaurar 150 millones de hectáreas de tierra en el mundo para el año 2020.

Captura-de-pantalla-2015-12-09-a-las-11.21.39
USAID Kenya

El ambicioso proyecto propuesto por una docena de gobiernos africanos, se lanzó formalmente en la COP 21 en París (cumbre climática de las Naciones Unidas en París) y sólo ha generado buenas reacciones.

“Mientras el mundo forja un acuerdo sobre clima en París, los países africanos, que tienen la menor responsabilidad histórica por el cambio climático, muestran liderazgo con compromisos ambiciosos para recuperar la tierra”.

-Andrew Steer- presidente y director ejecutivo de World Resources Institute.

12187997_10152799677777185_1099156417237199450_o
The Green Belt Movement

Wanjira Mathai, hija de la fallecida premio Nobel Wangari Maathai, y presidente del Green Belt Movement (organización que empodera a las mujeres y a las comunidades a conservar el medio ambiente y mejorar los recursos) aseguró que el proyecto de reforestación AFR100 no tiene precedentes.

“He visto esta restauración en comunidades tanto grandes como pequeñas en toda África, pero la promesa de un movimiento de ámbito continental es verdaderamente inspirador”.

-Wanjira Mathai-

Wanjira está convencida que la plantación de árboles es la mejor forma de empezar a proteger las tierras y proteger a las personas que están teniendo que enfrentar los cambios climáticos en África.

12226975_10152805619442185_3391110610158163733_n
The Green Belt Movement

La recuperación de la zonas verdes fortalecerá y enriquecerá las comunidades rurales que dependen de la tierra para vivir. 

Puede interesarte