Por Luis Aranguren
27 agosto, 2020

Un intenso brillo y colores vivos caracterizan a este familiar de las anacondas. ¿Te acercarías a una?

Hay una frase que dice que no todo lo que brilla es oro, refiriéndose a que en ocasiones nos dejamos cautivar por algunas bellezas un tanto peligrosas. Esta serpiente podría ser el claro ejemplo de a lo que se refiere, al tener una iridiscencia increíble a su alrededor.

Conocida como la boa arcoíris, es un animal que suele vivir en la Amazonía, una gran extensión de selva conocida por ser un pulmón para la humanidad.

Giovanni Tanajura

Lo que más llama la atención de ella es su brillo, producido por la acumulación de componentes cristalinos en sus escamas que descomponen la luz como un prisma, según el biólogo Castellari González. Cabe destacar ,que este tipo de serpiente es constrictora y no tiene veneno, esto quiere decir que para alimentarse aprieta a su presa hasta dejarla sin aire.

Pueden llegar a medir hasta 2 metros de largo y son catalogadas como serpientes de “tamaño medio”, su alimento varía entre roedoras y algunas aves.

You Pic / Willianilson Pessoa

De las cuatro especies de boas arcoíris, una sola se encuentra en Brasil, mientras que las otras pueden verse inclusive en Paraguay. La Epicrates assisi parece amar el clima caribeño de este país sudamericano y no se ha divisado en otro lugar.

“‘Epicrates assisi’ solo se encuentra aquí en Brasil, mientras que ‘Epicrates maurus’ y ‘Epicrates cenchria’ también se encuentran en otros países de América del Sur y la ‘Epicrates crassus’ se puede ver en Paraguay. Son muy específicas y solo identificadas por expertos, pero están asociadas con escamas y coloración”.

-Willianilson Pessoa da Silva, biólogo de serpientes a Globo

Durante su reproducción, la hembra puede poner de 7 a 22 pequeños ya formados y sin necesidad de huevos.

Pinterest

Esto las diferencia de muchas especies de serpiente, las cuales suelen ser ovíparos y necesitan un tiempo de gestación mayor a los 3 meses. Además, que esta especie no es un peligro para los humanos, sin embargo yo me mantendría un poco lejos.

Por otra parte, aunque no esté en peligro, esta boa es amenazada por la caza para cautiverio y necesitan ser vigiladas para que continúe tranquila en la naturaleza.

Renato Gaiga

Es una belleza que merece ser admirada en su hábitat natural, si bien nos maravillan sus colores no debemos molestarlas. Es muy egoísta querer tenerla encerrada dentro de una jaula solo para ver sus reflejos, pero sin dejarla brillar.

You Pic / Willianilson Pessoa

Esperamos que esta especie no sea perseguida, es una belleza particular y los humanos deben aprender a lidiar con eso.

Puede interesarte