No estoy segura de haber visto algo más adorable en mi vida.

El protagonista de esta historia es un pequeño de tan sólo 3 días de vida llamado Sammy. Un caballito que podría adjudicarse el título del más ínfimo de su especie, y probablemente también al más lindo y tierno. ¿Lo quieres conocer más de cerca? Pues te adelanto desde ya que es muy curioso y energético. Y que además, tiene una especie de obsesión por su humano, al que persigue por todos lados.

Conócelo en el video a continuación:

httpv://youtu.be/d8svprEgK4s


Por si quedaste con gusto a poco, acá hay un segundo video en donde se lo puede ver jugando por los distintos rincones de la granja:

httpv://youtu.be/UyNi3XS2llo


Y bueno, un tercer video semanas después en donde se puede descubrir cuanto a crecido:

httpv://youtu.be/MkMOpb3HVxM

¿Hubieses imaginado que existían caballos de ese tamaño?

Puede interesarte