Por Diego Aspillaga
26 marzo, 2020

Si bien el Covid-19 ha causado estragos en el mundo entero, al menos todos estos perros y gatos agradecen el brote de la enfermedad: la pandemia les permitió encontrar un hogar definitivo.

El brote de Covid-19 y su esparcimiento por todo el mundo ha causado graves problemas en el mundo entero. Cientos de miles de infectados, miles de muertos, países enteros en cuarentena, pánico generalizado y desabastecimiento son sólo algunas de las complicaciones que esta enfermedad ha traído consigo.

Y todas las escaseces creadas por la pandemia de coronavirus (el papel higiénico, el desinfectante para manos y el agua embotellada), la más extraña de todas tiene que ser la de perros y gatos.

Pixabay

El portal Bloomberg.com reportó que en la ciudad de Nueva York, el epicentro de la enfermedad en Estados Unidos, existe un desabastecimiento de mascotas, al menos de las rescatadas/puestas en adopción.

Muddy Paws Rescue y Best Friends Animal Society están informando que los refugios con los que trabajan están totalmente fuera o casi fuera de gatos y perros después de un aumento en las aplicaciones de hasta 10 veces en las últimas dos semanas.

Washingtonian

Con la orden de refugiarse en su lugar en casa, un poco aburridos y muy ansiosos, los neoyorquinos aparentemente ven a los amigos de cuatro patas como una forma de calmar los nervios provocados por esta crisis global.

«Por el momento definitivamente no nos quedan perros», dijo Anna Lai, directora de marketing de Muddy Paws. «Lo cual es el mejor problema que se puede tener».

soidog.org

Pero este bello fenómeno provocado por el coronavirus no se limita sólo a esta metrópolis. La carrera por adoptar mascotas parece extenderse más allá de Nueva York, al menos en puntos críticos de enfermedades.

La Sociedad Estadounidense para la Prevención de la Crueldad hacia los Animales dijo que su oficina de Los Ángeles experimentó un aumento del 70% en la adopción de los animales que ingresaron a sus refugios. Y Best Friends dijo que muchos de los refugios con los que se asocia en los EE. UU. informan el mismo fenómeno.

Today’s Veterinary Nurse

«Estamos viendo personas aparecer en masa para adoptar acoger«, dijo Julie Castle, directora ejecutiva de Best Friends.

Si bien las opciones son escasas ahora, las organizaciones de rescate temen que pronto vean el problema opuesto: un aumento de las mascotas devueltas a medida que muchos estadounidenses pierdan sus empleos. 

«Estamos haciendo todo lo posible para vaciar todas nuestras instalaciones de refugio», dijo Lisa LaFontaine, directora ejecutiva de Humane Rescue Alliance, que cuenta con centros de adopción en el Distrito de Columbia y Nueva Jersey. «No sabemos qué va a pasar cuando la ola económica comience a golpear».

Pixabay

Si bien puede que esta ola de adopciones puede traer consecuencias negativas, la única certeza que se tiene hasta el momento es que estos animales pasaban sus días encerrados en pequeñas jaulas sin nadie que los quiera y ahora están rodeados de amor en sus nuevos hogares.

¿Quién iba a pensar que era necesaria una pandemia para poder darle un hogar a todos los perros abandonados de Nueva York? 

Puede interesarte