Por Constanza Suárez
13 marzo, 2019

Solo los usan para experimentar y si no sobreviven, los sacrifican. Este laboratorio mostró la peor parte de los seres humanos.

Impactantes imágenes del interior de un laboratorio en Michigan, Estados Unidos muestran como perros son alimentados a la fuerza con un fungicida. Todo como parte horrendos métodos para experimentar con ellos.

Unos 36 beagles en Charles River Laboratories fueron sometidos a un estudio de toxicidad durante un año, como parte de la petición de Dow AgroSciences, una empresa de productos químicos agrícolas que buscaban probar su nuevo fungicida.

Algunos de ellos fueron sometidos a dosis tan altas, que les empujaron hasta cuatro cápsulas por sus gargantas.

The HSUS

Y como si no fuese suficiente, los perritos que no sobrevivieron serán sacrificados para que sus órganos puedan ser examinados en busca de daños.

El brutal video fue filmado durante una investigación encubierta por la organización de derechos de los animales Humane Society of the United States (HSUS) entre abril y agosto del año pasado. También lograron que la empresa a cargo reconociera que la prueba era totalmente “innecesaria”, según consignó el portal Daily Mail. Simplemente desgarrador.

Kitty Block, presidente de Humane Society de Estados Unidos y en su versión Internacional aseguró que “los hallazgos inquietantes en esta instalación, lamentablemente, no son únicos. Se realizan experimentos en cientos de laboratorios cada año en todo Estados Unidos, con más de 60,000 perros sufriendo”.

The HSUS

Luego agregó: “Pero ese no tiene que ser el destino de estos 36 beagles. Durante meses hemos estado instando a Dow a que termine la prueba innecesaria y nos entregue los perros”.

The HSUS

Block aseguró que han hecho lo posible porque la empresa deje estas brutales practica y que necesitan ayuda para instar a las empresas a detener las pruebas. Aunque también dijo que la compañía envuelta en el conflicto quiere encontrar alternativas a las pruebas en animales.

Puede interesarte