Por Romina Bevilacqua
30 septiembre, 2017

Ver su cara de felicidad después de recuperarse, no tiene precio. 

Recostado a un lado del camino, este perro parecía haber perdido toda esperanza de recuperarse. Se había rendido. Su cuerpo estaba tan afectado por la sarna, que prácticamente no quedaban pelos que protegieran su piel y estaba tan débil que ni siquiera intentaba levantarse. Cuando los rescatistas lo vieron no quisieron arriesgarse a que escapara, así que trataron de atraparlo con una malla pero para su sorpresa, ni siquiera intentó correr. Esta es la increíble historia de su recuperación:

Su forma de reaccionar ante los humanos ponía en evidencia que hacía mucho tiempo no había tenido contacto con una persona que lo tratara con cariño

Captura-de-pantalla-2015-09-29-a-las-12.04.51

Animal Aid India

Su estado era crítico. Estaba deshidratado, desnutrido y cubierto de llagas en su piel

Captura-de-pantalla-2015-09-29-a-las-12.05.05

Animal Aid India

Le pusieron medicamentos para tratar sus infecciones y suero, a través de una intravenosa. Lo trataron con cariño, y a los pocos días comenzó a mostrar mejoras

Captura-de-pantalla-2015-09-29-a-las-12.05.50

Animal Aid India

De mejor ánimo y con la piel saludable, parecía volver a ser el perro que alguna vez fue

Captura-de-pantalla-2015-09-29-a-las-12.06.02

Animal Aid India

Dos meses después, el pelo ya le había crecido y su gran sonrisa lo decía todo: al fin podría volver a disfrutar la vida

Captura-de-pantalla-2015-09-29-a-las-12.06.38

Animal Aid India

Puede interesarte