Por Daniela Morano
24 mayo, 2017

¡Es demasiado adorable!

Cuando tenía sólo 3 años, Sophie la gatita fue rescatada de un lugar donde varios animales habían sido encerrados en jaulas y amontonados unos sobre otros. Menos mal la llevaron al centro de rescate animal en Boston donde pronto la adoptó una familia. Sophie es tierna y adorable como todo felino, y quiere estar con sus papás lo más posible. Cuando no están, se iba a dormir arriba de los armarios toda la noche. Es como si quisiera ver a todos desde arriba. Aunque no es nada raro en un gato.

We're going to sleep now. Hit the lights.

A post shared by Sophie – Got Toe Fluff? (@sophielovestuna) on

«Intenté que durmiera en nuestra cama pero insistía en esconderse en el armario,» contó Christiana Viscusi, su dueña, a The Dodo. «Así que unos días después saqué algunas cosas y le puse una cama allí. Ahora duerme en su propia cama cuando nosotros vamos a dormir a la nuestra».

Nope. Just can't hang.

A post shared by Sophie – Got Toe Fluff? (@sophielovestuna) on

Su cama es una versión miniatura e incluso tiene sus propias cobijas. Y ahí duerme toda la noche. «Se levanta sólo una vez, a las 3 de la mañana a comer, luego regresa a dormir a su cama hasta que suena mi alarma».

Todos pensaban que era un montaje, pero resulta que a Sophie realmente le encanta su cama. Pero que le encante su cama (¿a quién no?) también le gusta salir.

Happy Easter !

A post shared by Sophie – Got Toe Fluff? (@sophielovestuna) on

«Si tan sólo digo ‘¿Sophie quieres salir?’, corre hacia mi y se sienta esperando su correa. Pasa horas afuera en el jardín. Cuando regreso del trabajo está esperándome y paseándose alrededor mío».

Incluso tiene un amigo. Scottie es un gato del vecindario que observa a Sophie, pero que eventualmente se acercó a ella. Resulta que Scottie fue adoptado cerca de la misma fecha que Sophie. «Es muy probable que estuviesen en el mismo lugar antes y hayan sido llevados a distintos centros de rescate».

I'm gonna need a wall mount.

A post shared by Sophie – Got Toe Fluff? (@sophielovestuna) on

Y aunque ambos tuvieron un mal comienzo, ahora tienen familias que los aman y cuidan. 

Puede interesarte