Por Cristofer García
13 agosto, 2020

Este perro, Mash, fue rescatado en Goochland, Virginia, por miembros de Protección Animal. Aunque su estado era lamentable, el peludo pudo rehabilitarse.

Una de las peores situaciones que puede vivir un perro es la condición de abandono. Ellos no pueden defenderse por sí solos y en ocasiones llegan a un estado tan precario necesitan ayuda de forma urgente. Esto debería ser evitado, para que no ocurran casos como el de Mash.

Este peludo fue encontrado en el condado de Goochland, Virginia, al este de Estados Unidos, cuando un vecino reportó que se encontraba en su patio. Las rescatistas no podrían creer la terrible forma en la que estaba.

Protección de animales del condado de Goochland

Al lugar se presentaron funcionarios de Protección Animal de la localidad para hacerse cargo. Los veterinarios que atendieron a Mash notaron que estaba infestado de pulgas, garrapatas y gusanos. De acuerdo a una de las especialistas, los gusanos se lo estaban comiendo vivo.

“Cuando Mash entró por primera vez al refugio, claramente no sabía que solo queríamos ayudarlo. Después de más de dos horas de remover y eliminar gusanos vivos que se habían comido su piel, le dimos un baño medicado a Mash y le comenzamos a administrar antibióticos, medicamentos para pulgas y garrapatas y control del dolor”, dijo la veterinaria Lori Elliott a NBC 12.

Protección de animales del condado de Goochland

Al principio, aunque el peludo estaba asustado, producto de todo lo que había sufrido, comenzó a entrar en confianza y se animó a expresar cariño por sus rescatistas. “La siguiente vez que nos vio, se dejó caer y nos mostró su vientre curativo con un movimiento de cola y una lamida”, dijo Elliott.

Afortunadamente, luego de su triste pasado, el peludo le ha hecho frente y se ha recuperado exitosamente. Ahora cuenta con una familia que lo adoptó, luego de quedar enamorada de él.

Protección de animales del condado de Goochland

Los especialistas de Protección Animal recomendaron tomar medidas de higiene para que los perros no tengan que sufrir de guanos ni garrapatas. La prevención es la mejor arma en estos casos.

Puede interesarte