Por Luis Lizama
21 mayo, 2020

Justo en el momento de su partida, su esposa gansa daba a luz a sus primeros huevos: 6 bellos gansitos pequeños. Lamentablemente no alcanzó a conocerlos.

Las mascotas muchas veces son más que eso, son compañeros, hermanos, amigos e incluso hijos. Son personas no humanas y llegamos a quererlos tanto que su partida es un dolor tremendo. Eso mismo fue lo que sintió el usuario de Facebook Tony Salinas, quien contó la triste historia de su ganso.

Fue su colega y amigo, un familiar más. Cuando murió, no quiso enterrarlo como a cualquier animal, mucho menos dejarlo en la basura (Como muchos hacen). Lo arregló y sepultó con varias flores y una pequeña ceremonia en su honor. Su gansito se había ido, era el momento del adiós.

Facebook Tony Salinas

La emotiva historia fue publicada por Tony, donde se dio algunos minutos para recordar aquel momento, donde su esposa gansa puso su primer huevo y él partía de este mundo.

«Fui al corral y no encontré a mi ganso. No estaba con su esposa, que por cierto esa mañana eclosionó su primer hijo, con su pareja de hace 20 años. El primero después de 20 años, yo estaba lleno de emoción y dicha por saber que por fin tendrían una familia, mas me entero que falleció en la madrugada por causas naturales de la vejez.

Nuestro trabajador de la casa fue y lo hecho a la basura esa mañana, así que en cuanto me enteré de eso fui inmediatamente a buscarlo, por que él se merecía más que terminar en un tambo de basura.»

Escribió el hombre en su cuenta de Facebook.

Sin dudas fue una situación triste, pero también de alegría por pensar en esos polluelos que llegaban al mundo. Consciente de la importancia que tenía este animal en su familia, Tony lo enterró y recordó como correspondía.

«Fue un gran ganso, cumplió con sus deberes como mascota y pareja. Siempre la protegía y la cuidaba, él estuvo en vela 31 días, que le tomo a la gansa sacar a su primogénito. Nunca la dejó sola, él le arrimaba la comida a ella y se quedaba a su lado e incluso le ayudaba a voltear los huevos.

El comportamiento de este ganso en particular, me hizo admirar tanto a su especie. Son aves sumamente inteligentes, leales y darían la vida sin pensarlo dos veces por su familia.»

Dijo Tony en su cuenta de Facebook.

Imagen referencial – Pixabay

Fue más que un animal, incluso dio lecciones de vida con su lealtad y amor.

«Gracias por esas pequeñas lecciones de vida ganso bello, dejaste un legado de 6 gansitos. Tal vez no alcanzaste a verlos, o tal vez sí, pero te prometo que así como cuidabas tu familia yo los cuidaré por ti. Descansa en paz y vuelve con la madre tierra, que ella te acogerá y renacerás en una flor o quizá un árbol. No ha pasado ni un día de tu muerte y ya se te extraña y el corral no es lo mismo sin tus graznidos. Gracias por haber existido.»

Relató Salinas en su Facebook.

Así como Tony, muchas personas han pasado por lo mismo, con mascotas todavía más cercanas, que cumplen el rol de un familiar.

Este bello gansito ya no está en este mundo, pero sus pequeños se encargarán de seguir su bello legado de amor.

Puede interesarte