¡Esto es para llorar! 🐶

Diariamente me seguía un gigante perro negro cuando iba de camino al bachillerato. Lo conocí por casualidad una fría mañana y le ofrecí una caricia. Eso fue suficiente para que me siguiera 15 minutos hasta que llegué a la escuela. Los días siguientes nos encontramos en el mismo punto y se iba conmigo para acompañarme.

Se hizo una costumbre y a diario caminábamos juntos.

Imagen ilustrativa- Istockphotos

Todos los perritos del mundo saben ser cariñosos con las personas que les dan amor y cariño. Son fieles, leales, honestos y estarán eternamente agradecidos con los tibios corazones que les dan de comer cuando no tienen un hogar a donde ir.

Imagen ilustrativa- Istockphotos

Desde que conocí a aquél gran perro negro ya nunca más caminé sola a la escuela; me gusta pensar que su compañía era el “pago” por la comida que le llevaba. Así de agradecido es el perrito protagonista de esta historia.

Imagen ilustrativa- Istockphotos

El perro Zalo Reyes sabe muy bien quien lo procura. La abuela de Angelina Navia, habitante de Quilpué, Chile, todos los días le da de comer y Zalo encontró una manera de pedir y de agradecer por el alimento.

Zalo Reyes

Todos los días lleva un ramito de hojas para la abuela y para cada persona que le da de comer.

Imagen ilustrativa- Istockphotos

Angelina compartió el video en su página de Facebook y explica que quien deseé adoptar a Zalo Reyes lo recibirá castrado. Calcula que tiene 7 años de edad y le preocupa lo mal que lo podría pasar con las lluvias de mayo en Chile.

Imagen ilustrativa- Istockphotos

 

Mira el video que grabó Angelina de cuando Zalo Reyes llegó por comida.

El es Zalo reyes , cada día llega con un ramito donde mi abuela para pedir su alimento , no tiene dueño, en el pasaje algunas personas lo alimentan, pero no tiene una casa donde dormir , es una ternura se gana los porotos a diarios llevando regalos a quienes le pueden dar algo de comida , si alguien desea adoptarlo lo entrego castrado .

Posted by Angelina Navia on Thursday, May 11, 2017

Si deseas colaborar con alimento para Zalo Reyes o lo quieres adoptar, puedes ponerte en contacto con Angelina en su página de Facebook.