¿Podría haber sido más lindo este momento? Sinceramente lo dudo.

Kenzo, un lindo perrito shiba inu de 6 años, de un día para otro dejó de ser el centro de atención de sus humanos. ¿La razón? Un ser enano y escandaloso, había llegado a vivir a su hogar, y al parecer, de manera permanente. Kenzo estaba bastante celoso de la atención que este nuevo personaje estaba recibiendo. Sin embargo, cuando se lo presentaron formalmente, todo cambio.

Se trataba de una bebé humano. Una pequeña y adorable niñita llamada Maya, que le robó el corazón la primera vez que lo miró directamente a los ojos. 

Lo que sucedió a continuación, sólo puedo recomendar que lo veas en el video a continuación. ¿Lo único que puedo adelantar? Es probable que mueras de amor.

httpv://youtu.be/olSv8pKwmpA

Kenzo no pudo dejar de lamer las manitos de Maya:


Incluso pidió la aprobación de su humano para seguir haciéndolo:


Y bueno, a Maya no parece molestarle en lo absoluto:

¿Qué te pareció el primer encuentro entre Kenzo y Maya?

Puede interesarte