Por Constanza Suárez
16 enero, 2020

El grupo de veterinarios que encontró a Dymka debió amputar sus patas por culpa de sus dueños. Ahora tiene una nueva familia y mucha felicidad.

Las bajas temperaturas de Rusia casi terminan con la vida de una linda gatita llamada Dymka. Hace un par de años, sus dueños la abandonaron y en la calle no le quedaban muchas esperanzas. 

Un grupo de veterinarios la encontró deambulando en la ciudad de Novosibirsk y al rescatarla, debieron amputar sus cuatro piernas para que pudiera seguir con vida. Además perdió su cola y orejas. Una triste noticia que un año más tarde finalmente encontraría la felicidad de la gatita. 

Instagram @vetklinikabest

Una vez que Dymka logró recuperarse en un cien por ciento, los médicos especialistas decidieron que era el momento perfecto para un nuevo comienzo y le regalaron cuatro prótesis hechas en una impresora 3D. 

Sometieron a Dymka a varias pruebas y recibió el cuidado pertinente para corroborar que el material podía adaptarse a su cuerpo. Y finalmente las prótesis funcionaron.  Ahora la gatita podría volver a jugar y correr libremente. 

Instagram @vetklinikabest

Lo mejor, es que la gatita no solo recuperaba su movilidad, sino que después de una larga y dura recuperación, a finales del año pasado, Ginger, miembro de la clínica, la adoptó. Ahora al fin tiene un hogar donde le entregan amor infinito. Y sigue acostumbrándose a caminar, según contó el centro médico Vetclinic Best en su cuenta de Instagram

Instagram @vetklinikabest

Mira a Dymka recuperada:

La pequeña no esconde su felicidad por su nuevo hogar y prótesis. La vida mejora muchísimo para ella y se lo merece. Ella solo quería un poquito de amor en vez de rechazo; y lo obtuvo.

Instagram @vetklinikabest

Así es como la tecnología puede ayudar a los más necesitados. Si se utiliza bien, puede salvar vidas y mejorarlas.

 

 

 

Puede interesarte