Por Luis Lizama
15 mayo, 2020

Su divertida reacción definitivamente alegrará tu día.

Dicen que los felinos son evidentemente los animales más graciosos del planeta. Claro, por fuera son elegantes y serios, siempre calmos y con una mirada profunda, pero por dentro es otra cosa. Es cuestión de darles confianza y esperar a sus travesuras. Dejan de lado la seriedad y se convierten en productores de risa.

Esta tierna y posesiva gata es el fiel ejemplo de lo que hablamos. Su dueño compró una silla nueva y simplemente se apoderó de ella, tratando de evitar a toda costa que su padre humano se sentara allí. No pudo conseguirlo así que terminó enojada y con una reacción demasiado graciosa.

Yoshi_Ben

La secuencia fotográfica fue publicada por el dueño del felino, en las redes sociales Instagram y Twitter, donde registró cientos de miles de reacciones.

Yoshi_Ben

Todos rieron con su divertida forma de reaccionar, cuando se dio cuenta de que papá humano no se movería de la silla. Al final tuvo que resignarse y salir.

Instagram @yoshi__ben

Su nombre es Yoshitsune y vive en Japón junto a su familia. Ya tiene 5 años de vida, siendo toda una adulta, pero con alma de niña (Las imágenes lo confirman). 

A la gatito le gusta que respeten su espacio personal, donde había incluido a la silla nueva. Cuando se percató de la escena, partió corriendo para sacar a papá, sin embargo, todos su esfuerzos y empujones, no sirvieron de nada.

Parecía gritar ¡Muévete! Pero sin éxitos. Resignada, tuvo que partir y recostarse en otro lugar. No sin antes demostrar su inmenso enojo con una cara digna de telenovela. 

Instagram @yoshi__ben

¡Es muy consentida y graciosa! Ese es uno de los motivos del amor que tiene su padre por ella. Y es que además es preciosa. 

Tiene un estilo único y carácter incomparable. A pesar de ser un pelo enojona, no le quita el encanto. 

Si yo fuese su dueño, me compraría otra silla.

Puede interesarte